Escucha esta nota aquí

A menos de seis meses de los Juegos Olímpicos de Tokio, la Agencia Antidopaje China (Chinada) decidió suspender "temporalmente" sus controles "con el objetivo de proteger la salud pública" debido a la epidemia de coronavirus, informó este lunes la Agencia de Control Internacional (ITA).

Chinada "retomará gradualmente sus actividades de control tan pronto como la situación mejore", precisó a la AFP la ITA, con sede en Lausana.

"Por el estado de urgencia internacional decretado por la Organización Mundial de la Salud (OMS), Chinada ha suspendido temporalmente sus actividades de control", señaló la ITA.

Esta decisión llega a menos de seis meses de los Juegos de Tokio, que comienzan el 24 de julio y finalizan el 9 de agosto.

Según su página de internet, Chinada realiza unos 15.000 controles antidopaje y análisis por año.

'Algún proveedor privado'

Gran potencia deportiva, China, tercera en el medallero de los Juegos de Rio-2016, dominado por Estados Unidos, tiene grandes ambiciones en Tokio-2020.

El programa antidopaje precedente a los Juegos, confiado por el Comité Olímpico Internacional (COI) a la ITA, da una importancia particular a China, un país ambicioso que no escapa a los casos de dopaje.

El nadador Sun Yang, estrella del país y triple campeón olímpico, ya suspendido tres meses en 2014 por un positivo por trimetazidina, se arriesga a entre dos y ocho años de suspensión por un control antidopaje rocambolesco, en el que está acusado de romper su muestra con un martillo. El veredicto del Tribunal Arbitral del Deporte (TAS) se publicará en los próximos meses.

La ITA precisó este lunes que tiene "otros asociados en China y evalúa si se pueden hacer controles en los próximos días o semanas, con algún proveedor privado".

"Hay que tener prudencia y no poner en peligro ni a los deportistas, ni a los oficiales de los controles. Reconociendo la importancia de las actividades antidopaje, la prioridad ahora es la salud pública de todos", añadió la ITA, encargada de los controles antidopaje de numerosas federaciones y competiciones internacionales.

Programa de la ITA

La epidemia en China, que surgió en Wuhan -capital de la provincia de Hubei- ya causó la muerte de más de 360 personas y el contagio de más de 17.000, según el último balance difundido por las autoridades.

Varias pruebas deportivas previstas en China, como algunos torneos de clasificación para los Juegos, ya han sido anulados o deslocalizados.

Entre ellos, el Mundial de atletismo en sala, previsto en Nankin del 13 al 15 de marzo, que ha sido aplazado un año.

Una etapa de la Copa del Mundo de esquí alpino, prevista a 50 km. al norte de Pekín, sede de los Juegos de Invierno 2022, fue reprogramada en Austria.

En boxeo, el torneo de clasificación asiático para los Juegos, programado inicialmente en Wuhan fue deslocalizado a Amman (Jordania), a principios de marzo.

"Continuaremos ejecutando el programa (antidopaje) que hemos preparado, incluso si las competiciones son en otros lugares", explicó la ITA.

"Si la situación continúa en este sentido (suspensión de los controles de Chinada), habrá un impacto en los controles en el país y tendremos que encontrar soluciones", añadió.