Escucha esta nota aquí

El comandante departamental de la Policía, Sabino Guzmán, indicó que se están afinando los detalles del plan de control y seguridad para las fiestas de fin de año.

El jefe policial hizo conocer ayer que se dispondrá de más de 200 efectivos de apoyo que se sumarán a las tareas de control, que se cumplen con los más de 5.000 agentes con los que cuenta el departamento. Los efectivos que serán parte de los patrullajes que se ejecutarán en la ciudad son oficiales que estaban realizando cursos en La Paz, subalternos que terminan capacitaciones para subir de grado y policías de base que se graduarán en las siguientes semanas.

Guzmán precisó que el trabajo se focalizará principalmente en incrementar el patrullaje preventivo en los centros de consumo masivo y las entidades financieras. Además, pidió a la población colaborar con estas tareas, teniendo mayor cuidado sobre sus pertenencias y rutinas para no exponerse a los delincuentes.
El trabajo de control también contempla el uso del helicóptero policial