Escucha esta nota aquí

Este sábado se recordó el Día Mundial del Síndrome de Down, una fecha que nos sensibiliza y ayuda a tener presente a que quienes padecen del síndrome se caracterizan por tener un enorme corazón y poseen una gran versatilidad para realizar múltiples actividades. Hoy rendimos homenaje en nuestras páginas a esas personitas a través de la labor de gente que ayuda a darle un espacio en la sociedad.

La sicóloga chuquisaqueña, Maritza Verónica Blanco, directora del Miss Chuquisaca, es una de ellas, maneja hace dos años la primera agencia de modelos inclusiva de Bolivia, con cuatro modelos con Síndrome de Down que son parte de ella. Pero ¿cómo surgió esta iniciativa?.

Blanco es mamá de una niña con capacidades diferentes y partiendo de la necesidad de darle herramientas a su hija para valerse por sí misma, creó el proyecto Sí puedo hace cinco años.

Su proyecto está basado en la Teoría de las Inteligencias Múltiples ideada por el psicólogo estadounidense Howard Gardner que habla que cada persona requiere del desarrollo de varios tipos de inteligencia.

“Lo apliqué a los niños con capacidades diferentes con el fin de que encuentren algo innato que les guste hacer para que en un futuro esa persona sea de provecho en la sociedad”, explicó Maritza.

Ella también es organizadora del Miss Chuquisaca hace ocho años, y para hacer crecer más esta iniciativa se le ocurrió destinar parte de la recaudación del reinado a este proyecto.

Así capacitan año a año a niños en áreas como canto, danza, gastronomía, fotografía, belleza, naturaleza, tecnología y como también vieron a niños con la inteligencia kinesiológica para coordinar su cuerpo, sumaron el área de modelaje.

Hace dos años Maritza también creó la agencia de modelos La Academia -ahí prepararan a chicas que quieren incursionar en reinados y aprender pasarela, imagen, asesoría de vestuario, entre otras áreas- y ahí les dio un espacio a los niños con Síndrome de Down que son parte de su proyecto. Fue así que convirtió a su agencia en la primera inclusiva del país.

Los protagonistas

Actualmente Jhoselín Rojas (27), Gustavo Javier Heredia (15), Juan Mateo Tococari (16) y Erlan Mauricio Antezana (27) son los modelos con Síndrome de Down que forman parte de la agencia.

Este cuarteto empezó desfilando en el evento Pasarela Moda 21 D, que organiza La Academia junto con la Fundación Síndrome de Down y el apoyo de Promociones Gloria, por el Día Mundial del Síndrome de Down en Sucre.

Con el tiempo se fueron consolidando llegando a modelar en la Fexpo Sucre, abriendo el Miss Chuquisaca, el Miss Teen, un evento del Hospital Cristo de las Américas y una pasarela de la firma Julyos.

Son reconocidos a nivel nacional gracias a que salieron en portadas de periódicos nacionales y fueron invitados a la TV.

Todos coinciden en que les gustaría desfilar en pasarelas internacionales, como lo hicieron personajes reconocidos que también son de su condición como la española Marián Ávila y la puertorriqueña Sofía Jirau, que se presentaron en el escenario de la Semana de la Moda de Nueva York; la primera en 2018, la segunda este año.

Ayer, este imparable cuarteto tenía que subir una vez más al escenario, en la cuarta versión de la Pasarela Moda 21 D, pero por las medidas dictadas por el Gobierno nacional ante el coronavirus se suspendió su realización.

Todos los años, este evento cuenta con la participación de las más bellas de Bolivia que desfilan con los jóvenes con capacidades diferentes, además que promueve el talento de diseñadores nacionales.

Avances

Este año el proyecto de Maritza se abrió a la pantalla chica e inició el Sí Puedo TV. Ahí los niños que tienen talento para hablar, para conducir un programa, para relacionarse más, están incursionando como presentadores de TV.

Además, este año La Academia se convirtió en la primera agencia de modelos en elegir a una reina de belleza con Síndrome de Down.

Pero los deseos de su creadora van más allá de Sucre, desea llevar este proyecto a escala nacional.

“Con el tiempo no solo se deben haber niños y jóvenes con Síndrome de Down en las pasarelas, sino también en colegios, supermercados, en todo lado. Tenemos que acostumbrarnos a la idea de tener gente con capacidades diferentes trabajando y dando su aporte a la sociedad”, finalizó.