Escucha esta nota aquí

El director de la filial Europa de la Organización Mundial de la

Salud (OMS) afirmó hoy que hay "señales alentadoras" de desaceleración de la pandemia de coronavirus en el continente, a pesar de que la situación sigue siendo grave."A pesar de que la situación continúa siendo preocupante, comenzamos a

 ver señales alentadoras", afirmó Hans Kluge en una conferencia de
prensa online.Italia, el país más afectado actualmente por el COVID-19, "acaba de

conocer una tasa de aumento levemente inferior, a pesar de que sea aún
demasiado pronto para decir que la pandemia alcanzó su apogeo en ese
país", agregó.OMS Europa, que incluye 53 países tan diferentes como Rusia o

Andorra, cuenta más de 220.000 casos oficiales y 11.987 muertos
relacionados con el virus, según cifras de esta organización. 

Un 60% de los casos y 70% de los decesos provienen de la región, señaló Kluge.

El responsable también se congratuló de las "medidas sin precedentes
para ralentizar e interrumpir la transmisión del COVID-19 (que) nos
hacen ganar tiempo y reducen la presión sobre nos sistemas sanitarios".Sin embargo, el impacto exacto de estas medidas, con un coste social y económico elevado, todavía no se ha determinado, añadió.

Los gobiernos y las poblaciones tienen que ser conscientes de esta
"nueva realidad"
creada por la pandemia y prepararse para el largo
plazo."No será un esprint, será un maratón", aseguró Kluge.