Escucha esta nota aquí

Chile endurece las medidas para enfrentar el coronavirus en el país, que deja hasta la fecha 2.738 infectados y 12 fallecidos, informaron las autoridades sanitarias.

Las autoridades del Ministerio de Salud renovaron la cuarentena total que rige desde hace una semana en seis comunas de Santiago (Ñuñoa, Las Condes, Vitacura, Providencia, Santiago y Lo Barnechea), así como en la Isla de Pascua, en medio del océano Pacífico, e impuso la medida en otras tres ciudades del sur del país: Chillán, Osorno y Punta Arenas.

La medida se tomó cuando se reportaron 2.738 infectados por el virus, con 289 nuevos casos en las últimas 24 horas, y 12 fallecidos, cuatro más que en el reporte del lunes. Se reportan también 13 hospitalizados en estado crítico.

La estrategia hasta ahora de Chile para enfrentar la expansión del coronavirus ha sido ordenar cuarentenas progresivas y selectivas y hacer la mayor cantidad de exámenes posibles. Se impuso también toque de queda nocturno en todo el país y se cerraron todas las fronteras.

Según el presidente Sebastián Piñera, Chile es el país de América Latina que más test realiza: 3.046 nuevos exámenes en la última jornada, con un total de 35.142 muestras realizadas.

En el último reporte oficial, la subsecretaria de Salud, Paula Daza, confirmó que se renovó la cuarentena en Isla de Pascua por dos semanas más. La isla, de unos 7.000 habitantes, está ubicada a unos 3.500 km de distancia del continente chileno, en medio del océano Pacífico.

Famosa por sus gigantescas estatuas de piedras o "moais", la isla -cuya mayoría de sus habitantes son de origen polinésico- es uno de los destinos turísticos más visitados del país.