Escucha esta nota aquí

Trajes de bioseguridad, barbijos y equipos para desinfectar todo lo que ingresa al penal de San Pedro de Oruro, entregó este domingo la Dirección Nacional de Régimen Penitenciario. 

Clemente Silva, director nacional de Régimen Penitenciario, fue el encargado de hacer efectiva esta entrega en la capital folclórica del país y desde allí anunció que los mismos equipos llegarán al resto de los recintos penitenciarios.

"Los equipos de desinfección de todos los paquetes que ingresan al penal ayuda a disminuir al máximo la posibilidad de un contagio masivo del coronavirus entre los reclusos, una población que es vulnerable por las mismas condiciones en las que se encuentra", explicó la autoridad gubernamental y adelantó que en algunos días se implementarán en los ingresos a los penales las cámaras desinfectantes para todo aquel que ingrese o salga de la cárcel cumpla con esta medida de bioseguridad.

Actualmente en los 56 recintos carcelarios del país están suspendidas las visitas y se tiene garantizado el ingreso de provisiones para la alimentación de los reclusos, aunque no se permite la entrada de otros paquetes que antes eran llevados por los familiares.

A decir de la autoridad nacional responsables de las cárceles, no hay registro de quejas o amenazas de motín, como se había conocido desde penales de Beni. Además, afirmó que en esta semana se entregará un proyecto de normativa en la cual se beneficie con una medida diferente a la reclusión a todas las personas mayores de 60 años, a los que tienen enfermedades terminales, a los que están recluidos por delitos menores y a las mujeres embarazadas, como una medida para bajar el 200% de hacinamiento que hay en el país.