Opinión

Periodismo en tiempos de pandemia

Hace 4/25/2020 4:11:14 PM

Escucha esta nota aquí

Ramón Salaverría, docente de periodismo en la Universidad de Navarra

El 11 de septiembre de 2001 cambió el mundo. Una serie de atentados terroristas sembró de muerte y destrucción los centros neurálgicos de Estados Unidos. Fue un ataque al corazón de Occidente, que cambió el rumbo de la Historia contemporánea y marcó los parámetros por los que se ha movido durante estos últimos años la política, la economía y la seguridad a escala mundial. También supuso un cambio de época para el periodismo, allanando el camino para la irrupción pública de los medios digitales.

En 2020, dos décadas después, el mundo entero asiste de nuevo sobrecogido a un evento llamado a cambiar la Historia. Pocos dudan de que la pandemia de la COVID-19, cuyos primeros capítulos apenas hemos comenzado a descubrir, supondrá un nuevo antes y después para gran parte del mundo. Como mínimo, cambiará los protocolos de seguridad sanitaria y modificará muchos hábitos sociales. Y, una vez más, transformará también el periodismo.

De hecho, lo está haciendo ya. En estos días de confinamiento, la prensa incorpora con pasmosa naturalidad los sistemas de difusión digital. Los medios audiovisuales modifican sus narrativas, abriendo espacio a las voces e imágenes de los ciudadanos que intervienen mediante teleconferencias y contenidos compartidos en las redes sociales. Los periodistas, recluidos en sus casas, consiguen teletrabajar y desarrollan protocolos informativos nunca antes experimentados, que les permiten seguir cumpliendo con sus tareas de siempre, pero de un modo radicalmente nuevo. Impresiona la rapidez con la que medios y periodistas están abrazando estas transformaciones, surgidas de la noche a la mañana. Muchas de las novedades que estamos viendo durante estos días perdurarán en el tiempo. Son cambios sin retorno. 

Estos días, gracias a un proyecto de Tigo, que impulsa desde hace años la capacitación avanzada de los periodistas bolivianos mediante un Taller de Periodismo Digital y Nuevas Tendencias, tuve la oportunidad de compartir con centenares de profesionales de los medios de toda Bolivia reflexiones e ideas prácticas para explorar este periodismo en transformación. El plan inicial era realizar la capacitación de forma presencial en distintas ciudades del país, al igual que en ediciones anteriores del taller. Sin embargo, las circunstancias de la pandemia han obligado a cambiar rápidamente los planes, de modo que la formación pasó a ser virtual. Y el taller continuó, como si nada hubiera ocurrido. Se adaptó a las nuevas circunstancias. Igual que el propio periodismo.

En el taller tratamos sobre el presente, pero, más aún, sobre el futuro del periodismo. Exploramos el nuevo escenario tecnológico que se aproxima a los medios en esta tercera década del siglo XXI que acabamos de estrenar. La movilidad avanzada, la Internet de las Cosas, los sistemas de gestión de contenidos mediante inteligencia artificial; son conceptos que hace apenas unos años sonaban a ciencia ficción y ya están llamando a la puerta.

Paralelamente, atisbamos las nuevas tendencias narrativas del periodismo en plataformas digitales. La llegada de los contenidos multisensoriales, las narrativas inmersivas y la producción robotizada de contenidos, con sus desafíos y sus oportunidades, serán objeto de exploración y análisis. 

Quizá alguno crea que son realidades lejanas. A quien así piense, le animo a que reflexione sobre cómo accede estos días a la información: se dará cuenta de que no para de usar los dispositivos móviles, en los que, además de consumir información de medios periodísticos, atiende a testimonios de un sinfín de usuarios anónimos que comparten contenidos en las redes sociales. Y lo hace con plena riqueza multimedia: con textos, imágenes, sonidos y vídeos. Hace dos décadas, casi nada de esto existía.

El periodismo nunca más será lo que fue, pero tampoco es todavía lo que será. Es tiempo de explorarlo.