Escucha esta nota aquí

La casa donde vive está ubicada a media cuadra de la plaza principal de Montero, que lleva tres semanas encapsulado con el objetivo de frenar el avance del Covid-19. La ciudad norteña ya superó los 150 contagiados, pese a las medidas que se tomaron. Desde ese lugar, el defensor uruguayo de Guabirá, Martín Galain, trata de sobrellevar la situación, cuidándose lo más posible y a la espera de que todo acabe para volver a entrenarse.

“No salgo a la calle desde hace más de un mes. Un amigo me hace las compras. No queda otra para evitar el coronavirus”, afirma Galain, el capitán de Guabirá, que comparte departamento con el volante ofensivo español Bruno Pascua. Los dos llegaron como refuerzo del rojo a principios de año, provenientes de Nacional Potosí.

Galain afirma que tiene muchas ganas de entrenarse, pero que es consciente de que hay que tener mucho cuidado para no ser uno más en las cifras de los contagiados. “Las ganas las tenemos, esperemos que esto acabe”, afirma Galaín, Agrega que gracias a la solidaridad entre los compañeros “se ha podido ayudar a los que están sufriendo en la parte económica”.

Las hemos utilizado las multas internas del plantel para darle un poco de dinero a algunos compañeros. Otros se prestan de los que tienen ahorrado algo”, sostuvo el defensor, que, desde su llegada a Guabirá, solo cobró un mes de sueldo.