Escucha esta nota aquí

En emergencia, así se encuentra el sector de los pequeños productores de Santa Cruz que exigieron este sábado al Gobierno la aprobación del uso de semillas transgénicas para reducir los costos de producción en cultivos como la soya, el maíz y el sorgo.  Además, propusieron que la Asamblea Legislativa elabore una Ley para la reprogramación de sus créditos en bancos y casas comerciales en por lo menos 12 años para reactivar la actividad agro productiva.

Isidoro Barrientos, presidente de la Cámara de Pequeños Productores de Santa Cruz (Cappo) explicó que la situación del sector es crítica, debido  a que por cuatro años consecutivos sufrieron de pérdidas primero por las inclemencias del tiempo; inundaciones y sequías, y por los bajos precios de algunos granos como la soya.

Por eso, ante este panorama poco alentador, Barrientos dijo que es necesario que desde el Gobierno se elabore una norma para el uso de la biotecnología y una Ley para reprogramar los créditos a largo plazo.

Sobre el primer punto, el dirigente sostuvo que el uso de semillas transgénicas permitirá reducir los costos de operación de los productores e incrementar sus rendimientos.

“Los pequeños productores de soya principalmente, y de otros granos de rotación en invierno como maíz, sorgo, trigo y girasol, están al borde de la quiebra por motivo de las pérdidas que han tenido por varios años a causa del clima”, alertó Barrientos.

Agregó que en el sector “no queda dinero para pagar las deudas que se arrastran de años. La mayor cantidad de productores en Santa Cruz, son pequeños productores que viven de su cosecha, y están casi quebrado”, dijo.

Barrientos sostuvo que desde hace varios años los pequeños productores de Santa Cruz en el Este y el Norte “están pidiendo que se les permita usar biotecnología como en otros países”.

“Es urgente tener semillas mejoradas para que la planta resista el ataque de bichos, pero también para que la soya resista la falta de agua”, señaló.

En esa línea, Leandra Mamani, representante de las bartolinas en Santa Cruz señaló que es necesario que el Gobierno elabore una Ley para la reprogramación de créditos de los productores que afrontan una situación es crítica y “los bancos van estar encima de nosotros”.

“En el norte integrado, más de 2.000 productores en la provincia Sara están en emergencia. Necesitamos una Ley para que se reprogramen nuestros créditos con los bancos y las casas comerciales”, dijo la productora.

Por su parte, Eufronio Herrera, secretario ejecutivo de la Federación de Trabajadores Campesinos del Norte Cruceño señaló que en algunos municipios de esta región “muchos productores están vendiendo sus parcelas” por la falta de herramientas para mejorar la producción.

“La biotecnología es una herramienta que nos ayudará mucho”, dijo.

Sobre la reprogramación de créditos, los dirigentes indicaron que no está pidiendo una condonación sin una flexibilización para reactivar el sector.

"Creemos que con una reprogramación de 10 o 12 años podremos recuperarnos", señaló.

En el último, informe presidencial la mandataria Jeanine Añez, dijo que impulsará al sector agricola.