Escucha esta nota aquí

La cuarta generación del Kia Sorento debutó hace algunos meses y, a día de hoy, sigue sorprendiéndonos con su completa dotación tecnológica. En un alarde de los avances que el nuevo SUV ofrecerá a sus clientes cuando llegue al mercado, el fabricante surcoreano ha decidido mostrarnos cómo funcionan los retrovisores con cámara del nuevo Kia Sorento 2020. Así lo reportó autobild.es.

Denominado Blind-Spot View Monitor, esta tecnología es descrita por Kia como un “segundo par de ojos” que han sido diseñados para mejorar la seguridad de los ocupantes del Sorento y del resto de usuarios de la carretera, eliminando los puntos ciegos del lado izquierdo y derecho del conductor. Se trata de una evolución del sistema de control de ángulo muerto, que ahora, además de alertar, permite visualizar lo que ocurre en el entorno de una forma más clara y efectiva.

El Sorento será el primer modelo de Kia en ofrecer esta tecnología en Europa. Para ello, ha sido equipado con un cuadro de instrumentos digital “Supervision” de 12,3 pulgadas en el cual se puede visualizar lo que ocurre a ambos lados del vehículo cuando conduce por vías rápidas. Está coordinado con los intermitentes, por lo que solo funciona cuando el conductor muestra su intención de realizar un cambio de carril señalizado con el intermitente.


Cuando el conductor indica que va a cambiar de carril y hay otro vehículo oculto en el ángulo muerto, muestra vídeo de alta resolución en el lado izquierdo o derecho del cuadro de instrumentos digital. Ese vídeo sustituye brevemente al velocímetro o al tacómetro (o al indicador del sistema híbrido en las versiones híbridas del Sorento), pero sigue mostrando la velocidad del vehículo.

La imagen proyectada a través del cuadro de instrumentos es captada por las cámaras de gran angular y alta resolución, escondidas en cada una de las carcasas de los espejos retrovisores, por lo que el conductor sigue utilizando los retrovisores cotidianamente, mientras las cámaras le proporcionan un ángulo de visión más amplio que los propios espejos. Esta solución no reemplaza los retrovisores tradicionales por cámaras de video, como en los Audi e-tron o Lexus ES, sino que los complementa con nuevas funciones.

La tecnología Blind-Spot View Monitor de Kia se ofrece a los clientes europeos del Sorento, dependiendo de la versión seleccionada. También incluye un monitor de visión periférica y un sistema de asistencia para evitar colisiones en el aparcamiento. Estas tecnologías están disponibles en los vehículos vendidos en Europa equipados con el Sistema de detección de ángulo muerto de Kia.