Escucha esta nota aquí

“Todo esto se perdió, solo sirve para los chanchos. Se ha perdido la producción del año, ya no se puede aprovechar nada”, cuenta a EL DEBER Jorge Vaca, uno de los pobladores que perdió sus cultivos por la crecida del río Tahuamanu.

El 50% de los sembradíos de yuca y plátano en Cachuelita Baja, en el municipio de Porvenir, se perdieron por la crecida del río. EL DEBER navegó por esta zona (ver video) comprobando el desastre que dejó la llegada del turbión y las fuertes lluvias que cayeron en los últimos días.

En esta comunidad, 32 familias han sido obligadas a desplazarse de sus viviendas por la crecida del caudal del Tahuamanu, y son parte de las 70 que fueron evacuadas en el municipio de Porvenir.

Cachuelita Baja se encuentra en el camino al municipio de Filadelfia, en esta parte no hay ninguna manera de transportarse que no sea a través de embarcación debido a la crecida del Tahuamanu.

Esto ha provocado también el aislamiento de Filadelfia, otro de los municipios importantes de Pando, todas las comunicaciones y carreteras quedaron interrumpidas por la inundación.

La situación mejora en Cobija
?

En el caso de Cobija la situación ha ido evolucionando de forma positiva en las últimas horas. 

El gobernador de Pando, Edgar Polanco, informó que las aguas han bajado más de un metro por lo que la siguiente acción es iniciar las tareas de limpieza y de prevención de enfermedades.

“Se viene un arduo trabajo para que nosotros podamos alimentar a nuestra gente, cuidar su salud. Empieza lo que es la limpieza de nuestra ciudad, de nuestros barrios afectados, esto con la ayuda de Sedcam (Servicio Departamental de Caminos), las Fuerzas Armadas y la Policía", dijo Polanco este jueves, según señala la estatal ABI.

El último reporte oficial indica que el nivel del agua del río Acre descendió un metro con 17 centímetros en la ciudad de Cobija y en la comunidad de Bolpebra descendió más de 7 metros.

"(En Bolpebra) de los 13,2 metros, en estos momentos la última lectura se encuentra con 5,7 metros; bajo nivel de barranco eso significa 7 metros con 41 centímetros; eso es una buena noticia", detalló Polanco.

El gobernador informó además que, hasta la fecha, se reportaron 1.358 familias evacuadas en todo el departamento y 5.000 afectadas por los desastres naturales.

Informe: Ruy D"Alencar