Escucha esta nota aquí

La actividad industrial volverá este lunes a Santa Cruz. Así lo confirmó Jorge Cwirko, presidente de la Asociación de Empresarios del Parque Industrial (AEPI). El dirigente explicó que el 100% de las empresas asentadas en el Parque Industrial volverán a operar, aunque de forma limitada y siguiendo estrictas medidas de bioseguridad, debido a la emergencia sanitaria que vive el país por la presencia del coronavirus.

Se tenía previsto que el sector retornara la anterior semana, pero debido a la demora en la otorgación de permisos de circulación solo un 10% de las industrias puede retornar a sus operaciones.

Según Cwirko, esta dificultad fue subsanada y las autoridades disminuyeron los pasos burocráticos para entregar las autorizaciones.

Vamos a volver el 100% de las industrias, de todos los sectores. El horario de trabajo será desde las 7:00 hasta las 15:00. Cada empresa tiene que recoger a su personal”, dijo.

En la zona industrial de Santa Cruz de la Sierra operan 370 empresas que generan más de 7.000 empleos directos.

El retorno, según explicó Cwirko, será complicado en lo económico, debido a que muchas empresas se quedaron sin capital y usaron sus ahorros para cubrir casi dos meses de planilla de pago sin tener ningún tipo de ingreso.

Cabe recordar que desde el 22 de marzo todas las actividades económicas se paralizaron debido al estado de emergencia que decretó el Gobierno por la presencia del coronavirus. Esto ocasionó el cierre temporal xs varias fábricas.

Sin embargo, el Gobierno decidió flexibilizar la medida para aliviar la economía de las empresas que tuvieron que cerrar.

“Tendremos que recurrir a los bancos porque en estos meses las empresas usaron los pocos recursos que tenían en caja para pagar a su personal, porque los trabajadores también tenían que comer”, dijo Cwirko.

Según la Cámara Nacional de Industria (CNI), debido a la emergencia sanitaria solo un 30% de las fábricas del país operan con normalidad. Además, durante la cuarentena se perdieron $us 10 millones diarios.

Para este retorno muchas industrias contrataron vehículos para transportar a sus trabajadores e implementaron medidas de bioseguridad, como la fumigación de sus instalaciones y la incorporación de cámaras de desinfección. Además se instalaron puntos para el aseo de su personal, entre otras medidas.