Escucha esta nota aquí

La lucha contra el Covid-19 es una batalla que compromete a todos. Como sociedad, se imponen nuevos hábitos de convivencia. A nivel personal, cada uno se tiene que cuidar y fortalecer el sistema inmunológico, para repeler el ataque de cualquier virus. Una de las maneras de hacerlo es consumiendo alimentos ricos en minerales y vitaminas, que ayudan a que se tenga un organismo fuerte y resistente.

Uno de esos nutrientes que el cuerpo humano necesita para estar sano es el zinc, un mineral que ayuda a fabricar proteínas y el ADN, el material genético presente en todas las células. Así lo afirma el nutricionista boliviano Cristhian Paz. También señala que el consumo de alimentos ricos en zinc fortalece el sistema inmunitario para combatir las bacterias y virus que invaden el organismo.

Paz expresó que el zinc es un mineral que ayuda a formar células inmunitarias. El organismo lo necesita mucho en esta época en que estamos expuestos a posibles contagios de coronavirus o influenza, pues ayuda a repeler cualquier intento de ingreso de un germen al cuerpo humano.

El zinc también favorece la cicatrización de heridas y el normal funcionamiento de los sentidos del gusto y del olfato. Igualmente es un importante elemento que acorta los periodos de curación de resfríos.

La falta de este mineral ocasiona la caída de cabello, provoca diarrea con más facilidad, lesiones en los ojos y en la piel, y pérdida de apetito, señala la página web Alimente del portal El Confidencial.

¿Dónde se encuentra el zinc?

Esta presente en varios alimentos que integran la canasta familiar como huevos, lácteos, carne de res, cerdo y cordero, pollo (sobre todo en la parte de los muslos), hígado, semillas de calabaza, legumbres (garbanzos, frejoles, lentejas y alubias), frutas (coco, palta, maracuyá), maní, chocolate negro, arroz integral, cangrejo y ostras.

Como el cuerpo humano no tiene capacidad de sintetizar el zinc, es necesario adquirirlo por medio de una dieta. Quienes más necesitan la presencia de este mineral en su organismo son las mujeres embarazadas, atletas de resistencia, personas con problemas gastrointestinales y quienes consumen alcohol, informó Cristhian Paz.