Escucha esta nota aquí

Un joven ha muerto esta noche en Detroit, tiroteado, mientras participaba en las protestas por la muerte en Mineápolis del afroamericano Georges Floyd a manos de la Policía, un suceso que está generando altercados cada vez en más ciudades de Estados Unidos. La Policía de Detroit investiga el suceso y recaba datos para localizar al sospechoso.

Según fuentes policiales citadas por medios estadounidenses, un hombre de 19 años, recibió disparos durante las protestas y las autoridades están buscando al agresor. El suceso ocurrió poco antes de la medianoche del viernes cuando un individuo que circulaba en un vehículo hizo varios disparos contra un grupo de personas que protestaba por la muerte de Floyd antes de escapar. El joven fue llevado a un hospital de la ciudad, donde se constató su muerte.

Otros altercados durante la noche

No ha sido el único incidente violento. Frente a la propia Casa Blanca, las fuerzas de seguridad emplearon gases lacrimógenos para dispersar a una multitud que increpaba y lanzaba objetos sobre la valla, e incluso hubo intentos de traspasar las barreras de acceso. En Portland, Oregón, los manifestantes irrumpieron en el cuartel general de policía y, según las autoridades, provocaron un incendio dentro. En la capital de Virginia se quemaron vehículos policiales y un autobús público quedó totalmente calcinado.

Las instalaciones centrales de la cadena CNN fueron atacadas por una multitud, que dejó tres policías heridos y varios detenidos. Un incendio en un restaurante de Atlanta se extendió por un barrio residencial porque, según dijo la policía, no podían acceder al lugar por las manifestaciones. "Este no es el espíritu de Martin Lugher King", dijo la alcaldesa de la ciudad, Keisha Lance Bottoms, acompañada por la hija del mítico defensor de los derechos civiles y de dos famosos raperos. "Tenemos que hacer algo mejor que quemar nuestras propias casas, porque, si quemamos Atlanta, ¿qué nos queda?", dijo seguidamente uno de ellos, Killer Mike, entre lágrimas.

Las protestas, bien pacíficas bien violentas, se han producido a lo largo de todo el país bajo gritos como "sin justicia no habrá paz", "dijo que no podía respirar" o "decid su nombre: George Floyd". George Floyd, de 40 años, falleció el lunes pasado cuando era detenido bajo la sospecha de haber intentado usar un billete falso de 20 dólares en un supermercado. Su muerte ha provocado una nueva oleada de disturbios en protesta por la violencia policial contra la minoría negra.