Escucha esta nota aquí

Buenas noticias para el fútbol boliviano. La Liga griega eligió al boliviano Danny Bejarano como el mejor jugador de su club, Lamia FC, que lo fichó a comienzo de la temporada 2019.

El volante cruceño ganó este premio luego de haber demostrado un buen rendimiento desde que llegó a este equipo, que a partir del 6 de junio, cuando se reanude el campeonato, deberá luchar por mantener la categoría, aunque cabe destacar que estuvo muy cerca de meterse a la liguilla en busca de una clasificación a torneos europeos.

Bejarano viene demostrando que está adaptado al fútbol de ese país del viejo mundo al que llegó el 2015, cuando fichó en el Panetolikos FC y luego de haber jugado en Oriente Petrolero entre el 2011 al 2014.

En el 2016 lo repatrió Bolívar y un año después jugó en Sport Boys de Warnes. Entre el 2017 y parte del 2018 volvió al Panetolikos FC, pero en la segunda mitad de 2018 volvió al equipo de sus amores, Oriente Petrolero.

Su buen rendimiento en el fútbol boliviano le hizo retornar al fútbol griego, donde hoy lo disfruta junto a su esposa griega y su hijo de cuatro meses de nacido.

Bejarano es uno de los ‘legionarios’ que forma parte del grupo de los seleccionados que siguen trabajando de manera virtual con el DT César Farías. De mantener su nivel en Europa es un seguro integrante del equipo nacional que jugará las eliminatorias para el Mundial de Catar 2022.