Escucha esta nota aquí

La India comenzó ayer martes a evacuar a miles de personas de las zonas de riesgo ante la llegada a su costa oeste de la tormenta ciclónica Nisarga que golpeará el 3 de junio, entre otras, a la metrópoli de Bombay: la ciudad más poblada del país y al mismo tiempo la más afectada por el coronavirus.

De acuerdo a las autoridades meteorológicas, la tormenta -que se convertirá en ciclón en las próximas horas- tocará Bombay, la capital del estado de Maharashtra, y Surat, en el estado de Gujarat, en la tarde del miércoles con una fuerza de vientos sostenida de hasta 110 kilómetros por hora y ráfagas de 120 km/h.

"Es muy probable que se intensifique en una tormenta ciclónica durante las próximas seis horas y en una tormenta ciclónica severa durante las siguientes doce horas", advirtió el Departamento de Meteorología de la India en un comunicado.

Miles de personas evacuadas

En Gujarat, las autoridades locales confirmaron la evacuación total -o en proceso- de 30.000 personas en los distritos costeros de Navsari y Valsad, en el sur de la región, mientras que en el distrito más septentrional de Maharashtra, Palghar, se espera completar la evacuación en las próximas horas de 21.080 personas. En Bombay, más al sur, quienes habitan las zonas más próximas a la costa y los barrios más deprimidos de la metrópolis fueron también desalojados a lugares más seguros, informó en Twitter el jefe de gobierno del estado de Maharashtra, Uddhav Thackeray.

Las autoridades sanitarias de la ciudad también evacuaron a cerca de 150 personas contagiadas con el coronavirus de un hospital prefabricado, recientemente construido, para colocarles en un lugar "con un techo cubierto", como medida de precaución. Asimismo, informaron que trabajan en el fortalecimiento de la infraestructura de uno de sus principales centros de atención para la pandemia, además de revisar su tendido eléctrico y otros servicios, para evitar incidentes durante la tormenta.

"Insto a tomar todas las precauciones y medidas de seguridad posibles", publicó en Twitter el primer ministro indio, Narendra Modi, tras hacer balance de la situación.

El ciclón Nisarga se suma a la crisis del coronavirus en la India, que está afectando particularmente a Maharashtra, el estado más golpeado por COVID-19 con alrededor de 70.000 casos confirmados y 2.362 muertes, de los casi 200.000 casos y 5.598 decesos totales en este país, de 1.300 millones de habitantes.