Escucha esta nota aquí

El Servicio General de Identificación Personal (Segip) informó, mediante un comunicado, que se amplían la vigencia hasta agosto de las cédulas de identidad y las licencias de conducir que caducaron desde noviembre de 2019.

Esa instancia sostiene que la población que porta esos documentos no tiene la necesidad de acudir a sus oficinas para renovarlos, con la finalidad de evitar que existan aglomeraciones que puedan causar contagios con coronavirus.

Agrega que los usuarios cuyas cédulas y licencias de conducir vencieron con anterioridad a la fecha especificada deben cumplir ciertos requisitos para el trámite, como contar con la boleta de pago, mantener la distancia social, uso de barbijo y portar su propio bolígrafo, entre algunos.

Ante la flexibilización de la cuarentena en algunas ciudades del país, se registraron inmediatamente largas filas para tramitar dichos documentos, sobre todo, por el pago de los bonos ante la pandemia por coronavirus.

El Segip también dispuso la atención a la población por semana, de acuerdo a la edad, según la terminación de su documento de identidad. Los primeros siete días de 18 a 30 años, después de 31 a 50 años, luego de 51 años en adelante y la última semana del mes los menores de 18 años.