Escucha esta nota aquí

El cantante y ex directivo de Oriente Petrolero, Fabio Zambrana habló el lunes sobre la crisis dirigencial y deportiva que afronta el club refinero y que ha puesto en veredas diferentes al directorio que encabeza el ex futbolista Ronald Raldes. El líder del grupo Azul Azul considera que entre los socios debe surgir la solución para acabar con el conflicto para que  Oriente empiece a tener logros el 2021, de lo contrario se viene un desenlace indeseable para la institución.

Zambrana fue fundador e impulsor de la comisión Captación de Socios, que entre el 2007 y 2008, le generó al club importantes ingresos económicos con una campaña que llegó a registrar 25 mil socios, una cifra histórica que el 2010 vio los frutos con un equipo que se consagró campeón.

Comandó esa comisión solo una temporada, lo suficiente para dejar sentadas las bases de un programa que los directivos continuaron y cuyo resultado fue que en el 2017, en la gestión de José Ernesto ‘Keko’ Álvarez, permitió captar 8.000 socios activos que contribuían a recaudar aproximadamente 700.000 dólares al año.

Hoy, el cantautor de temas musicales alusivos al equipo albiverde está alejado de la dirigencia pero no del club, como él mismo lo manifiesta. Por eso realizó una conferencia al vivo, mediante su cuenta en el Facebook, en la que lamentó que la directiva que preside Ronald Raldes esté dividida generando incertidumbre y tropìezos para Oriente.

“Nadie puede dudar que hay una clara crisis dirigencial. Es muy parecida a la que tuvo el club en el 2007. Ese año, la solución la aportamos los socios porque en esa época dos personas decían ser presidente de Oriente y eso provocó, incluso, que el equipo tenga dos entrenadores y los jugadores repartidos en uno y otro lado. En una reunión levanté la mano y  pedí que me permitan abrir el libro de socios y que sean ellos los que elijan al nuevo presidente. Y eso pasó. Por eso considero que ahora los socios podemos ser otra vez la solución para esta crisis.”, sostuvo Zambrana, quien advierte que en el directorio de Raldes hay dos bandos: el del actual presidente y su gente, y el que lidera Milton Chávez, quien pidió licencia a su cargo de la vicepresidencia de Finanzas.


Sobre estas marcadas diferencias, Zambrana considera que Chávez tiene todo el derecho de reclamar, así como también aquellos  que quieren desestabilizar la gestión de Raldes, pero demandó que “de una vez digan públicamente que quieren la presidencia del club”.

Zambrana se refirió también a una dura campaña de desprestigio, sobre todo contra el área de Captación de Socios, que él considera vital para la recuperación del club.

Salidas a la crisis del club, según Zambrana
1.    Oriente campeón: “Los socios e hinchas de Oriente lo queremos al equipo campeón y peleando en las finales. Por eso le pedimos a Ronald Raldes un equipo campeón para el 2021. Es obvio, que esto pase porque estamos molestos con el lugar que ocupa en estos momentos en la tabla de posiciones hasta la fecha 12 del torneo Apertura”.
2.    Información a los socios: “Los socios de Oriente queremos información. Tenemos el derecho de saber lo que ingresa y lo que se gasta. Esa comunicación debe darse mediante el área de Captación de Socios. No es competencia de esta área hacer consultas sobre el directorio, tal como lo viene haciendo ahora. Su rol es captar socios e informar sobre la responsabilidad que le toca”.
3.    Víctima de desprestigio: “Captación de Socios es víctima de un desprestigio sistemático de varios dirigentes del mismo club. Esto se tiene que acabar.
4.    Protección a los datos personales: “Cuando nos registramos en Captación de Socios damos información personal que debe protegerse. Hay datos de aproximadamente 25 mil socios. Esto se quiere mal utilizar. No se puede compartir. Hay dirigentes quieren tomar el control de estos datos. El consejo de fiscalización debe supervisar este problema. Si colapsa esta área importante, el club tendrá graves problemas”.

5.    Unidad: "Una dirigencia dividida es imposible que administre bien un club. Este es el verdadero problema. Tenemos a unos pateando hacia un lado y el resto hacia otro. La guerra que se ha generado en el interior del club es por esta situación”.