Escucha esta nota aquí

Vuelven las discotecas, pero... sin baile, y también los espectáculos en las plazas de toros, pero... sin masas. El Boletín Oficial del Estado (BOE) ha publicado este sábado las nuevas medidas de "flexibilización" acordadas para los territorios que a partir de este lunes pasen a la Fase 2 y también para los que inauguren la Fase 3 en el camino hacia la "nueva normalidad".

Para la mitad de España más adelantada en la desescalada del estado de alarma decretado por la crisis del coronavirus, es decir, las comunidades y territorios que desde el día 8 de junio estrenan la tercera etapa de desconfinamiento, estará permitida la reapertura de las discotecas y de los bares de ocio nocturno, pero su actividad se verá sustancialmente cercenada porque la clientela tendrá prohibido bailar.

Nada de cuerpo a cuerpo al son de la música romántica y nada tampoco de desmelenes latinos, rockeros o raperos. Los danzarines tendrán que esperar. Este tipo de locales podrán abrir sus puertas y completar hasta un 30% de su aforo y, en el caso de que dispongan de terraza al aire libre también podrán reactivarla.

Eso sí, todos los espacios dedicados a pista de baile a lo sumo podrán utilizarse para instalar mesas, siempre convenientemente separadas, pero no para menear el esqueleto.

Plazas de toros y casinos

De la misma manera, el Gobierno permitirá desde este lunes la reapertura de las instalaciones taurinas al aire libre -las plazas de toros-, pero solo con el 30% de su aforo, asientos preasignados y nunca más de 400 personas si se encuentran en territorios en la Fase 2.

Las condiciones se amplían si hablamos de zonas en la Fase 3. En este caso, las plazas podrán ser ocupadas hasta el 50% del aforo y nunca sobrepasando las 800 personas. Son límites muy restrictivos si se tiene en cuenta que, por ejemplo, la Plaza de Las Ventas de Madrid tiene un aforo de casi 24.000 personas; la Maestranza de Sevilla, de 12.500, y la Monumental de Pamplona, de casi 20.000 personas.

En la Fase 3, además, se permite la reapertura de los casinos, locales de juegos de azar, bingos, rifas y tómbolas, pero solo con la mitad de su capacidad y cumpliendo todas las medidas de higiene y distancia social. Asimismo, los bares y restaurantes podrán permitir el consumo dentro de sus locales, pero únicamente al 50% de su clientela máxima autorizada.

A estas nuevas medidas hay que añadir la posibilidad de ocupar todos las asientos en autobuses y trenes, así como la posibilidad de ocupar las dos plazas de las motocicletas, pero tanto el conductor como el acompañante deberán ir provistos de guantes. (El Mundo de España)