Escucha esta nota aquí

“La demanda contra Oriente sigue su curso en la FIFA y mis abogados llevan el caso. No quise llegar a eso, pero tampoco encontré respuestas de ellos (dirigentes) y más cuando me dejaron seis meses sin trabajo. Inventaron que era por mi mal estado físico, a sabiendas de que tenía una lesión, con la que jugué los últimos siete partidos para ayudar a clasificar a un torneo internacional al equipo”, afirmó Pablo Zeballos, el atacante paraguayo que le cobra a Oriente Petrolero una deuda de 500.000 dólares.

El jugador, de 34 años, anotó 198 goles en lo que va de su carrera de los cuales, 27 fueron en sus dos etapas en Oriente Petrolero, la última de las cuales se dio en el Clausura de 2018, en la que acabó con 11 tantos. Luego no pudo continuar porque supuestamente estaba en mal estado físico, aunque Zeballos  aclaró desde su natal Paraguay, que fue un 'invento' de los dirigentes para deshacerse de él.

“En realidad estaba lesionado. Luego estuve seis meses en recuperación”, aseguró el atacante, que luego para el segundo semestre de 2019 se incorporó a Royal Pari, equipo que dejó en enero de este año, con dos tantos, pues no tuvo la continuidad que esperaba. Actualmente, Zeballos, se encuentra en 12 de Octubre de su país. “Estoy muy feliz acá, y por el momento no tengo planes de volver a jugar en Bolivia”, sostuvo.

En marzo pasado, el presidente del club albiverde, Ronald Raldes, informó sobre una conminatoria de FIFA por el impago al atacante guaraní de un contrato, que no es el mismo que se entrega a la Federación Boliviana de Fútbol (FBF), sino por la compra de la ficha del jugador. El dirigente y excapitán verdolaga explicó que “el mismo Zeballos se encargó de mandarme el contrato por whatsaap porque en el club no hay documentos sobre este caso”. Sobre el tema habló con su antecesor, Yimy Montaño, que le aseguró que no es su firma la que está en el documento, dejando dudas sobre la autenticidad del mismo.

La primera era de Zeballos en Oriente fue en 2006, marcando 16 goles. Tras ese torneo, el atacante emprendió una carrera que lo llevó por equipos de Paraguay, México, Rusia, Brasil, Ecuador, Colombia y Catar.