Escucha esta nota aquí

Colombia amplió la cuarentena hasta el 15 de julio en momentos en que los casos y muertes por Covid-19 suben y el encierro decretado a finales de marzo se ha relajado para intentar reactivar la economía, dijo este martes el presidente Iván Duque.

"Las condiciones actuales que tenemos del aislamiento preventivo obligatorio, donde estamos recuperando vida productiva y donde se está avanzando también en la apertura de comercio, se van a mantener (...) hasta el día 15 de julio", dijo el mandatario en un programa oficial que presenta a diario.

La cuarta economía latinoamericana, donde viven 50 millones de personas, reporta 73.500 infecciones y 2.400 óbitos. Solo la semana pasada, se registraron el 25% del total de ambos indicadores.

Duque aseguró que el encierro, en vigor desde el 25 de marzo y que iba a regir hasta el 1 de julio, irá de la mano con la apertura "gradual" de varios sectores económicos que empezaron a reanudar actividades a finales de abril.

"Seguimos en el proceso de recuperación del comercio", apuntó, además de anunciar que continuarán los "pilotos" para reabrir restaurantes, sectores de entretenimiento y cultos religiosos en municipios donde no ha llegado la covid-19.

Aunque pidió a los colombianos "no bajar la guardia" ante la pandemia y cumplir los protocolos de bioseguridad, a la vez que anunció que las autoridades aumentarán los controles para sancionar a quienes incumplan la cuarentena.

Ampliado en varias ocasiones, el confinamiento obligatorio no ha frenado los decesos y las contaminaciones por el nuevo coronavirus, que crecen con velocidad en Colombia.

El país es sexto en América Latina en número de muertos por Covid-19 y el quinto en contagios. Las autoridades creen mantener bajo control relativo a la enfermedad en relación con otras naciones de la región.

Sin embargo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió que el mundo entró en una "fase peligrosa" por cuenta del desconfinamiento. 

Duque ha liderado lo que llama una reapertura "gradual" de la economía, que según expertos y mandatarios locales "prácticamente" ha puesto fin al confinamiento obligatorio.

El mandatario conservador promovió el viernes pasado el Día sin IVA, una jornada de descuentos que provocó aglomeraciones en diversos establecimientos comerciales. 

Por ello, la alcaldesa de Bogotá, Claudia López, culpó al gobierno de haber "echado al traste" los esfuerzos de casi tres meses para mantener a raya el virus tras su detección el 6 de marzo. La capital es el principal foco de contagios.

El gobierno prevé en 2020 uno de los "peores" desempeños económicos de la historia, con una caída estimada en 5,5%, según el ministerio de Hacienda.