Escucha esta nota aquí

Los gastos por adquisición de plasma hiperinmune del Banco de Sangre en beneficio de pacientes de la Caja Nacional de Salud y de la Caja Petrolera serán devueltos por las administraciones de los respectivos seguros de salud. Esta determinación se da en medio de la crisis sanitaria y económica por la que atraviesa la población boliviana que sufre a causa del Covid-19.

El gerente del Banco de Sangre regional Santa Cruz, Yitzhat Leigue, informó que se firmó un convenio con los representantes de las cajas de salud del departamento. En la reunión se decidió la devolución a los afiliados de los Bs 3.200 que cobra el Banco de Sangre por el servicio.

“La determinación tomada con las direcciones de las cajas es que ellos (afiliados) van a llegar con sus formularios correspondientes debidamente sellados, para que cuando el paciente requiera el procedimiento del plasma por el método de aféresis, acuda al Banco de Sangre, con su donante si corresponde y se haga este procedimiento, explicó.

Una vez entregado el formulario el Banco emitirá una factura, para que la respectiva caja gestione la devolución del dinero. Leigue aclaró que el cobro corresponde al costo del set del equipo, que además está establecido en la Ley de Medicina Transfusional.

El convenio entra en vigor a partir de la fecha, afirmó Leigue. Además del procedimiento de plasmaféresis, el Banco de Sangre brinda otros servicios, como test de Coombs, investigación de anticuerpos y determinación de grupo sanguíneo, cuyos precios van desde Bs 40 hasta Bs 300 para pacientes que no tienen seguro en el sistema de salud público.