Escucha esta nota aquí

Autoridades mexicanas señalan que el país sigue bajo el semáforo epidemiológico rojo, alerta máxima en 15 estados, y 17 en color naranja mientras las cifras no dan respiro, indicando más bien una progresión. Prácticamente la mitad de los 32 estados se encuentran en alerta roja.

Con la capital en urgencia máxima, en los casi cuatro meses de la epidemia México reportó mas de 200.000 personas contaminadas y 25.000 muertes, mientras la ciudad de México registra 159 casos por 100.000 habitantes, según cifras presentadas ayer durante una conferencia de prensa.

El martes pasado el país registró 6.288 casos, la mayor cifra de contagios en cuatro meses y el jueves 6.104. Considerando que aún se esperan los resultados de más de 63.500 pacientes bajo sospecha, son datos que dan una idea, no solo de la magnitud del problema, sino del hecho de que la pandemia, lejos de haberse calmado, continúa progresando.

Se trata de una situación que vendría a contradecir lo afirmado por el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo Lopez-Gatell, que el pasado 16 abril pronosticaba que el epicentro de la pandemia cerraría un primer ciclo este 25 de junio.

Los estados con mayor número de casos son Ciudad de México, el Estado de México y de Tabasco; la capital y el estado de México encabezan igualmente la lista en número de muertos.

Ciudad de México ha aplazado dos semanas el reinicio de sus actividades, mientras el país se haya en su cuarta semana de la llamada “nueva normalidad” con prácticamente la mitad de los estados en semáforo rojo, es decir alerta máxima. Sin embargo funcionarios mexicanos, incluido el propio presidente Lopez Obrador, han dicho que la reapertura gradual de actividades no esenciales no puede seguir esperando debido al grave impacto económico.

El pasado mes de abril, el país registró una baja del 26% de su actividad industrial mientras el Banco de México calcula que este año el PIB nacional podría caer hasta un 8,8%. En abril se perdieron más de 555.000 puestos de trabajo, el mayor registro en la historia estadística nacional.