Escucha esta nota aquí

El ministro de Justicia, Álvaro Coimbra Cornejo, posesionó a Leonardo Montaño Flores como viceministro de Descolonización. La nueva autoridad tiene 32 años, es oriundo del norte de Potosí y se trazó el desafío de promover un país sin confrontación, ni discriminación.

“Durante muchos años hemos luchado por la reivindicación de nuestros pueblos indígenas y ahora queremos construir un verdadero Estado plurinacional sin discriminación y sin confrontación entre campo y ciudad, entre oriente y occidente, entre cristianos y católicos porque todos somos hermanos. Nuestra tarea es la descolonización y constituir una Bolivia unida”, manifestó la nueva autoridad.

Montaño es auxiliar en enfermería y oriundo de la comunidad de Cayastia, en el municipio de San Pedro de Buena Vista, ubicado en el norte de Potosí. Tiene experiencia en medicina comunitaria y en temas relacionados a la defensa de los derechos de pueblos indígenas. Se convirtió en una de las autoridades más jóvenes con sus 32 años.   

Tras tomar el juramento y dar la bienvenida al Viceministro de Descolonización, Coimbra destacó que, en los últimos 14 años, hubo división en el país, por lo que pidió retomar y reencauzar la unidad de los bolivianos y considerar la diversidad como la “mayor fortaleza”.

“Si eras azul, eras bueno; si eras de otro color, eras enemigo, y eso es lo que tenemos que cambiar en nuestro país (…) La reivindicación de los derechos de pueblos indígenas, la inclusión y entender que en el siglo XXI debemos convivir todos en paz, sin hacer diferencias de vestimenta, de color de piel, de raza, de creencias, es algo que tenemos como un tema en carpeta y que debemos trabajarlo entre todos los bolivianos”, indicó.

El Viceministerio de Descolonización dependía del Ministerio de Cultura, pero desde el 5 de junio pasó a depender del Ministerio de Justicia, cuando se eliminó esa cartera de Estado. La anterior autoridad en ese cargo era Máximo Gallego.