Escucha esta nota aquí

El exdictador de Bolivia, Luis García Meza contaría con todos los requisitos legales para beneficiarse con la libertad condicional, según manifestó su abogado Frank Campero luego obtener  la documentación que certifica su buen comportamiento en el penal de Chonchocoro, donde está recluido desde 1993.

Según su defensa, solicitaron a instancias judiciales remitir las fotocopias de los antecedentes que tuvo García Meza en el penal, una vez entregadas, las autoridades de Chonchocoro deberán emitir un pronunciamiento sobre la veracidad de las mismas.

Posteriormente, el Juez Cuarto de Ejecución Penal, Abraham Aguirre, convocaría a la audiencia de libertad condicional, aseguró el jurista.

Comportamiento en el penal


Según el jurista, el exdictador García Meza se formó en contabilidad, inglés y carpintería dentro del penal. Además realizó construcciones comunes como la gruta, el mástil, una laguna piscícola y otros.

30 años de prisión


García Meza, presidente de facto entre 1980-1981, fue sometido a un juicio de responsabilidades ante la Corte Suprema de Justicia y condenado a 30 años de cárcel sin derecho a indulto en 1993, por los delitos cometidos durante su gobierno.

Está recluido en el penal de Chonchocoro desde hace 21 años, sin embargo la mitad de éstos estuvo en un centro hospitalario, según la agencia de noticias Fides (ANF).