Escucha esta nota aquí

"Ni los progresistas ni yo tendremos reunión con (Carlos) Mesa. Nuestra posición ante La Haya es una, la de la presidenta, el interés de Chile: ganar", sentenció el excandidato presidencial en ese país, Marco Enríquez-Ominami en su cuenta en Twitter.

El mensaje surge en medio de polémicas versiones sobre la posible visita al vecino país del expresidente y vocero de la causa marítima, Carlos Mesa, quien no confirmó dicho viaje. Además, Enríquez- Ominami fue incluido por el diputado chileno Jorge Tarud en una lista de chilenos "pro-Bolivia" porque apoyan el reclamo de una salida al mar para este país.

Durante octubre de 2014, el político chileno incluso llegó a pedir mar con soberanía para Bolivia, en una de sus más de cinco visitas al presidente Evo Morales al Palacio de Gobierno. "Yo sueño con un mar que nos una y que no nos divida (...), un mar con soberanía (para Bolivia) es perfectamente posible", sostuvo Enríquez-Ominami.

El mensaje del político chileno ocasionó diversas reacciones, entre ellas varios expresaron su incredulidad, mientras que la diputada boliviana, Valeria Silva, expresó su extrañeza por las palabras del considerado amigo del gobierno boliviano.

Hoy el Canciller de Chile, Heraldo Muñoz, afirmó tajantemente que él o alguna autoridad no recibirán a Carlos Mesa, mientras que el portavoz boliviano reaccionó con cautela ante el rechazo y se limitó a señalar que no ha realizado ninguna declaración sobre el particular". ,

n