Tarija sufrió un fuerte temporal la tarde de este viernes. Una intensa lluvia, que duró entre 40 minutos y una hora, provocó problemas en el centro de la ciudad y barrios alejados, dónde se produjeron cortes esporádicos de electricidad y las calles quedaron anegadas.

La lluvia estuvo acompañada de fuertes ráfagas de viento, el cual ocasionó la caída de árboles, letreros y automóviles dañados según el reporte de varios medios locales y usuarios de redes sociales.

También se reportó que el mercado central y el hospital obrero de la ciudad de Tarija quedaron afectadas por la intensidad de la lluvia.

Ningún daño personal fue reportado hasta el momento. 

El Servicio Nacional de Meterología (Senamhi) emitió una alerta  naranja para Tarija, y otros cuatro departamentos (La Paz, Beni, Santa Cruz y Cochabamba) por la llegada de lluvias con tormentas eléctricas.