Escucha esta nota aquí

El juez federal estadounidense Thomas Griesa no tomó este martes ninguna resolución sobre el pago de una parte de los bonos reestructurados de la deuda argentina, tras una audiencia en los tribunales de Nueva York.

"No voy a tomar una decisión esta tarde", dijo Griesa luego de dos horas y media de arduas discusiones técnicas en un nuevo capítulo del litigio entre Argentina y los fondos especulativos.

En la audiencia, el banco Citibank pidió al magistrado liberar de manera definitiva los pagos de intereses de bonos reestructurados en dólares emitidos bajo ley argentina, cuyo próximo vencimiento es el 30 de marzo.

Hasta el momento, Griesa habilitó esos pagos trimestrales al tiempo que mantiene bloqueado desde julio pasado en el Bank of New York (BoNY) un depósito de 539 millones de dólares que efectuó Argentina para tenedores de bonos reestructurados en dólares bajo legislación estadounidense y en euros bajo legislación inglesa.

Con esta medida, que llevó al país a un default parcial sobre su deuda canjeada en 2005 y 2010, el juez busca que se cumpla su sentencia que obliga a Argentina a pagar 1.330 millones de dólares a fondos especulativos que ganaron un juicio por títulos en default desde 2001.

Cláusula pari "passu"
?

Este martes, la abogada de Citibank, Karen Wagner, defendió ante Griesa el hecho de que los bonos que paga el banco "no están sujetos a la orden" del juez, "no son deuda externa y no están sujetos a la cláusula pari "passu"", de tratamiento equitativo, que obliga a pagar a los fondos "buitre" al mismo tiempo.

Wagner afirmo además que Citibank es "custodio" de los depósitos pero no "participante" en el proceso de pagos, por lo cual también debía ser excluido de la decisión del juez.

Griesa se mostró algo desorientado, sobre todo al inicio de la audiencia, preguntando incluso a la abogada "¿de qué bonos estaba hablando?", y pidiendo en varias oportunidades que le repitiesen la argumentación.

De su lado, el abogado de los fondos especulativos NML Capital y Aurelius, Edward Friedman, aseguró que los títulos en cuestión deben ser incluidos en la orden porque "no fueron ofrecidos únicamente en Argentina sino también en Estados Unidos, el Reino Unido, Dinamarca, Alemania, España e Italia".

"La evidencia en el expediente muestra que el papel de Citibank es diferente de lo que se le argumentó a usted", agregó, asegurando que el banco participa en la cadena de pagos.