Escucha esta nota aquí

El director de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) de La Paz, Gary Omonte, confirmó el lunes la muerte de dos personas y ocho heridos en el avasallamiento a la mina Cruz del Sur, que ocurrió el domingo en la madrugada.

"Según reporte de un grupo de personas de Choro portando armas de fuego y explosivos avasallaron los predios de la cooperativa por el control de la mina, cuyo resultado es la muerte de dos personas y al menos ochos heridos, en el municipio yungueño de Coroico", dijo.

Señaló que cuatro de los heridos fueron evacuados a La Paz, tres fueron internados en el Hospital Arco Iris y por la gravedad de las heridas por arma de fuego, uno fue remitido a otro centro médico.

Los heridos son: Ronald Caso, Vladimir Apaza, Silverio Apaza y Franz Apaza.

La mina está ubicada a unos 110 kilómetros de La Paz.

Conoce más: Mina de oro provoca otro avasallamiento en La Paz

Indicó, que en la madrugada del lunes se aprehendió a tres personas que fueron conducidas a la urbe paceña y se desplazó al lugar de los hechos a los agentes de la División de Laboratorio y Homicidios de la FELCC para el levantamiento legal de los cadáveres, entre esos, el cuerpo del minero Edgar Balmaceda Chuquimia de 37 años.

Según testimonios de familiares que prefirieron no identificarse, los avasalladores no solamente atacaron con armas de fuego y dinamita, sino que destrozaron viviendas, saquearon las tiendas y quemaron vehículos.

Por su parte, Ingrid Geraldine Medina, abogada de los mineros de "Cruz del Sur" acompañada de un grupo de familiares que llegaron a las instalaciones de la FELCC, exigió justicia e identificó a los cabecillas, Julio Flores, Carlos Chura y otros.

La jurista dijo que los comunarios de Choro desde hace años están en esos afanes de avasallar "con hechos de violencia predios de Choro Grande por la disputa de la mina de explotación de oro".

"Hay tres hechos que anteceden a lo sucedido el domingo, el 2009 se registraron similares hechos con el asesinato de una personas con 20 proyectiles de bala y heridos, incluso varios viven con balas en sus cuerpos", apuntó.

Omonte dijo que en octubre de 2014 también se registró una persona fallecida y heridos de Choro Grande.