Durante el gabinete intercultural realizado en Yapacaní, en el que participaron los productores del Norte Integrado cruceño, se acordó que el 8 de marzo el Comité Nacional de Bioseguridad debe fijar una posición ante las semillas transgénicas que fueron presentadas. Deisy Choque, ejecutiva de la Federación Sindical Única de Trabajadores Campesinos de las Cuatro Provincias del Norte, explicó que durante el encuentro se pidió al Comité Nacional de Bioseguridad una respuesta técnica y científica sobre las distintas semillas transgénicas que se les presentó.

Choque indicó que no se puede seguir alargando el tema del uso de semillas transgénicas que tienen distintas virtudes en comparación con las semillas que habitualmente usan para la siembra de soya, trigo, sorgo y maíz. La dirigente detalló que del encuentro participaron autoridades del Viceministerio de Desarrollo Rural y Tierras y del Ministerio de Planificación, a los que se les explicó la necesidad de contar con esta tecnología para no seguir en desventaja con los otros países y para tener una mejor respuesta ante la temporada de la sequía cuando los cultivos de semillas tradicionales bajan sus rendimientos. “Vamos a esperar qué nos dicen desde el Gobierno, qué ventajas y desventajas plantearán sobre el uso de las semillas que les presentamos y si realmente hay un daño al medioambiente como algunos se adelantaron a especular”, dijo Choque.