Escucha esta nota aquí

Las altas temperaturas permanecerán en la ciudad de Santa Cruz hasta el fin de semana, según datos de la unidad de meteorología de Aasana, que pronostica una temperatura máxima promedio entre 34 y 35 grados centígrados (°C) y una mínima promedio de 23 °C siendo el más caluroso el sábado 16, con 36 °C.

Buen tiempo, caluroso y sin precipitaciones con vientos del noroeste de 20 a 30 kilómetros, es el comportamiento del clima para los próximos días, según informó Gonzalo Céspedes, pronosticador de turno. 

Los cuidados

Ante la inminente ola de calor de los próximos días, la presidenta de la Sociedad Boliviana de Dermatología regional Santa Cruz, Lidia Quinteros Cataca, alertó que el cuidado de la piel debe ser constante porque los daños que causan los rayos ultravioleta "son acumulativos" y representa el principal factor de riesgo de contraer cáncer de piel. 

"Tuvimos muchos casos de pacientes con daños en la piel sorprendidos porque dijeron que utilizaban bloqueador solar, sin embargo son personas que se lo colocan una sola vez al día, cuando en realidad lo aconsejable es aplicarlo cada dos horas y si van a la piscina se debe aplicar cada hora", puntualizó. 

Señaló que las manchas blancas o negras en la piel son indicadores de los daños del sol y en caso de tenerlas se debe acudir al médico para evaluar el riesgo de contraer cáncer de piel. 

También pidió que se le brinde el debido cuidado a los niños y recordó que las horas de mayor peligro son entre las 10:30 a las 15:30. Este dato es importante tomarlo en cuenta para los chicos que gustan estar en la piscina.

 Las personas mayores también deben cuidarse especialmente de los efectos de la ola de calor. Para ello, es muy importante fomentar la hidratación continua con agua y zumos de frutas naturales, evitando el consumo de bebidas con gas. Los mayores son vulnerables porque además, tienden a perder la sensación de sed, por tanto, corren riesgo de deshidratación al no tomar los líquidos que realmente necesitan consumir en una jornada normal.

Para evitar los golpes de calor:

1. Consumir líquido sin esperar a tener sed. 
2. Beber al menos ocho vasos de agua al día y evitar las bebidas alcohólicas o muy azucaradas.
3. Ingerir una cucharada de bicarbonato de sodio y algo de limón (una pizca) junto con el agua. 
4. No exponerse al sol en exceso, ni en horas centrales del día (10:30 a 15:30).  
5. Evitar comidas muy abundantes e ingerir más frutas y verduras