Escucha esta nota aquí

Efectivos de la Policía detuvieron este jueves en Trinidad, a las 11:30, al presidente de la Subcentral Tipnis, Fernando Vargas, con el objetivo de cuestionarlo sobre un supuesto conflicto en Cochabamba, en momentos en que en la capital beniana se realizaba el desfile cívico militar en homenaje a los 190 años de independencia de la Patria.

El presidente de la Subcentral Sécure, Emilio Nosa, denunció a EL DEBER la detención de Vargas y de la vicepresidenta Alaida Núñez.  "Este 6 de agosto solo sirvió para la cacería de líderes de pueblos indígenas", manifestó molesto. 

Tras permanecer casi una hora en instalaciones de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen, Vargas fue liberado. "Me dijeron que tenían que hacerme una entrevista. Me llevaron. Me dijeron que tenían órdenes superiores. Estaban vestidos de civil", explicó indignado Vargas en una entrevista en Unitel. 

Una vez liberado, Vargas se reincorporó al desfile con las demás organizaciones indígenas que pasaron frente al presidente Morales, quien estaba en el palco oficial. 

"Un policía de civil le pidió que lo acompañe para llenar un cuestionario sobre un supuesto conflicto en Cochabamba, pero nunca le entregaron el documento. Denunció persecución política", informó la enviada especial de EL DEBER, Carmela Delgado.