Escucha esta nota aquí

El Gobierno nacional, a través del Viceministerio de Autonomía, ha decidido intervenir en el conflicto que se desató entre los municipios de Santa Cruz de la Sierra y Porongo sobre la construcción de puentes sobre el río Piraí y convocó a autoridades de ambas comunas a una reunión a llevarse a cabo el jueves, para buscar consenso.

La información fue confirmada ayer, de manera separada, por el secretario de Comunicación de la comuna cruceña, Jorge Landívar, y por el viceministro de Autonomías, Hugo Siles, quienes explicaron que a esta cita fueron convocados los alcaldes de Santa Cruz de la Sierra y de Porongo, Percy Fernández y Julio César Carrillo, así como los presidentes de los concejos municipales de ambas comunas. 

La reunión del jueves será a las 10:00,  en las instalaciones de Parques y Jardines de la Alcaldía cruceña.

Al respecto, el secretario Jorge Landívar informó de que la presidenta del Concejo expresó que los funcionarios públicos son los llamados a respetar las planificaciones que hacen sus regiones y velar para que no se cause daños ambientales con la ejecución de obras de infraestructura.

La convocatoria a esta reunión de autoridades se conoció 24 horas después de que el alcalde de Porongo pidiera una reunión con el burgomaestre cruceño, en procura de explicarle que el proyecto de construcción del puente Bicentenario, que plantea su municipio, cumple con todos los parámetros exigidos por la normativa y que no causará daño ambiental. Dicha petición a reunión lo hizo a través de una carta que fue enviada al despacho del alcalde capitalino.

Las competencias
Con respecto a la decisión tomada por el Viceministerio de Autonomías, de intervenir en el asunto, el abogado municipalista José Luis Santistevan explicó que esta repartición gubernamental puede actuar como instancia conciliadora y que los alcaldes también pueden asistir de forma voluntaria, pero aclara que los únicos que tienen las competencias para tomar decisiones en el asunto son los gobiernos municipales.  

El constitucionalista Juan Carlos Urenda coincide con Santistevan. Refiriéndose a la ley aprobado el jueves por la Cámara de Diputados, Urenda señala que no era necesaria una ley marco que modifique el artículo segundo de la ley 2122 y el tercero de la ley 2913.

Urenda, a través de su cuenta de Facebook, indicó que la construcción de puentes sobre el río Piraí “no necesita de una ley nacional”, pues los municipios tienen la competencia de infraestructura y la Gobernación, la de medioambiente”.

En esa misma línea, Santistevan resalta “que nunca fue necesaria una ley”, y añade que las dos leyes que se dictaron y que ahora se pretende modificar no se implementaron ni se reglamentaron, por  lo tanto, no tuvieron un efecto jurídico.

El jurista explica que cuando hay una obra que trasciende a dos jurisdicciones municipales se lo hace de forma concurrente y en este asunto la autoridad ambiental es la que debe resolver cómo intervenir, por lo que sugiere hacer en una mesa de trabajo donde estén los alcaldes municipales de Porongo y de Santa Cruz de la Sierra, además del director de Searpi y un  representante de la Gobernación.

Argumentación técnica

Por otro lado, ayer la secretaria de Planificación de la Alcaldía cruceña, Sandra Velarde, explicó que entre los fundamentos técnicos que tiene la comuna cruceña para rechazar la construcción de puentes sobre la llanura de inundación del río Piraí, están los estudios medioambientales, de movilidad urbana y de planificación que se han hecho.

En lo que se refiere al tema medioambiental, Velarde explicó que en el sector donde está ubicado el primer dique existe un área verde que debe estar protegido para preservar el mundo animal y porque la llanura de inundación está delgada y eso reviste un peligro para los vecinos ante posibles inundaciones.

En cuanto al tema de movilidad urbana, indicó que las autoridades de Porongo no presentaron una planificación real con proyección de años del sistema de transporte para el puente Bicentenario. 

Velarde indicó que en el proyecto de construcción del puente Bicentenario del municipio de Porongo, se plantea una obra como interconectores de unidad vecinal, con un puente que tiene un carril de ida y otro de retorno y que, según ella, “arrasa parte del cordón ecológico porque pone al ras la estructura del puente y lo conecta con el pavimento”. 

Otra de las observaciones que hace la comuna cruceña al proyecto porongueño es el lugar donde se busca ser construido. Velarde recuerda que el cuarto anillo es una de las zonas más críticas en el tema del transporte público debido al caos vehicular que se genera en el lugar, pues solo existen 100 metros libres y el saldo del terreno del cuarto anillo está ocupado por las canchas que hay en el lugar. 

“Están planteando tres puentes en el lugar (Mario Foianini, Bicentenario y Urubó Village) y lo que se tiene que buscar es la conectividad con los municipios”, dijo Velarde y reiteró que la propuesta de la comuna cruceña es que los puentes se construyan fuera del séptimo anillo de la zona norte y fuera del octavo anillo, en la zona sur.   

Tags