Escucha esta nota aquí

El presidente en ejercicio de Bolivia, Álvaro García Linera, ve fragilidad en el accionar político del Gobierno de Chile, liderado por Michelle Bachelet, que en la víspera tuvo que cambiar a su agente ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya por la renuncia de Felipe Bulnes.

"Lo que muestra esta decisión, tomada por el Gobierno chileno, son las debilidades, las fisuras, las contradicciones, los fallos estratégicos en los que incurren (...) Esto reafirma la solidez que nosotros tenemos y la fragilidad histórica y los argumentos deleznables a los que está sujeto Chile", declaró la autoridad en Palacio de Gobierno. 

Conoce más: En Chile, instan a Insulza explicar ofertas a Bolivia

En la víspera se conoció la carta de dimisión de Bulnes, en la que apuntó la "falta de cohesión" frente a la defensa que se realizaba en el proceso instaurado por Bolivia, para lograr un diálogo que de solución al centenario diferendo marítimo. 

José Miguel Insulza, exsecretario general de la OEA, asumió el cargo y García Linera sostuvo que el país respeta eso, pero que se trata de un nuevo error en la débil estrategia chilena, debido a que en su condición de representante regional, el político también hizo ofertas a Bolivia. 

Lee también: Putin "entiende" causa del Mar y "hablará" con Chile

"Qué sentirá él (Insulza) y qué otros problemas deberá enfrentar. Pasó de dirigir una institución que le dijo haga "A" y ahora le encargaron a hacer "-A". Le dijo al presidente que iba encauzar el pedido de Bolivia cuando estaba en la OEA", recordó García Linera. 

Agregó que "han cambiado mucho las cosas ahora en América Latina, ahora una iniciativa muy sólida, impecable y firme, quien se tropieza no somos nosotros sino el Gobierno de Chile. Eso demuestra que hay una demanda de justicia de Bolivia y una injusticia que defiende Chile".

Puedes ver: Evo dice que Irán apoya salida soberana al mar

Resaltó la fortaleza en la postura nacional que, a su juicio, se deben a "las posiciones monolíticas, contundencia, fortaleza, no solo de las acciones de Bolivia, sino de las estructuras que se han armado desde los ministerios, excancilleres, abogados, expresidentes en la demanda, impecable frente a una estructura que se desquebraja".

Concluyó diciendo: "acuérdese de las contradicciones del presidente Piñera, que el presidente Evo las enumeró, más de cinco en su discurso. Eso vuelve a repetirse ahora, sacando a luz que quien tiene la razón, la historia, de quien se ciñe a las normas internacionales, está al lado de la razón y quienes buscan tergiversar la verdad, cambiar la historia, eludir las responsabilidades, siempre presentan problemas". 

Carta de renuncia de Felipe Bulnes:,