Escucha esta nota aquí

La Universidad Privada de Bolivia (UPB) tiene ‘en la mira’ a Santa Cruz, departamento en el que se ha propuesto sentar presencia, pero de una manera y en un lugar diferente a las demás instituciones de educación superior. Para ello, firmó un convenio con el grupo G7 para construir una megaobra en el Urubó.

El puntapié inicial al emprendimiento fue patentado por Pedro Antonio Gutiérrez, presidente del grupo G7, y Manuel Olave, rector de la UPB. Resaltaron que los 20.000 m2 de construcción estarán enclavados en las 200 hectáreas que adquirió la UPB en Los Portones del Urubó.

Olave señaló que el proyecto arquitectónico, que tiene una inversión de $us 5 millones, contempla abrir sus puertas en tres o cuatro años. Los estudiantes que asistan a esta sucursal de la UPB tendrán una educación bilingüe, español e inglés, y lo harán en contacto con la naturaleza