Escucha esta nota aquí

En medio de gritos, lágrimas y aplausos, el 'gemelo' Marcelo Guachalla y su soñadora, Magdiel Campos, recibieron el cheque de los 100.000 bolivianos de la quinta temporada del Bailando por un sueño (Red Uno). La pareja de baile arrasó en la gala final con su presentación de cha cha chá.

El reconocimiento se lo llevaron ellos, pero el premio económico será destinado a las cirugías de Kalem, el pequeño que sufrió quemaduras en algunas partes de su cuerpo cuando aún era un bebé. La tía abuela del niño decidió apoyar con parte del dinero al sueño de Daniel Núñez e Iblim Vélez, otros participantes del programa.

Magdiel, de 27 años, confiesa que está contenta de ganar el programa, pero no volvería a participar en ningún reality. "Entré solamente porque me apasiona el baile y porque el show tiene un fin solidario, pero no volvería a la televisión porque soy muy tímida", reveló.