Escucha esta nota aquí

El Ministerio Público identificó la existencia de inmuebles, vehículos y dinero de la familia del excomandante de la Policía Boliviana, Óscar Nina, que fue remitido el miércoles a la cárcel de Palamasola, acusado del delito de enriquecimiento ilícito.

Los datos recopilados por la Fiscalía indican que existe documentación para demostrar que la exautoridad del verde olivo tiene acumulada riquezas que no coincide con sus perfiles socioeconómicos y del capitán Javier Millán.

"El Ministerio Público ha compulsado y valorado las evidencias, ha procedido a realizar las imputaciones contra estas personas, solicitando la detención preventiva, por los elementos importantes existentes en su contra, lo cual ha sido valorado en una larga audiencia que se realizó ayer", afirmó el Fiscal Departamental de Santa Cruz, Gomer Padilla.

Ayer el juzgado 5to de instrucción cautelar determinó la detención preventiva de Nina, del capitán Javier Millán y del teniente Oscar Hugo (hijo del excomandante), mientras que para su esposa, Nancy Morales Mendieta, y su hija, Nayma Lorena, se dispuso la aplicación de medidas cautelares sustitutivas, con una fianza de 20.000 bolivianos cada una, arraigo, detención domiciliaria y presentación periódica al Ministerio Público.

Padilla señaló que la comisión de fiscales seguirá trabajando, porque el tema de legitimación de ganancias ilícitas es una investigación que necesita su tiempo y dedicación. "Todavía falta mucho por investigar, para llegar a la verdad material e histórica de los hechos”, afirmó.