Escucha esta nota aquí

El ministro de Desarrollo y Planificación, René Orellana, pidió hoy al Fondo Monetario Internacional (FMI) que analice los logros económicos del país a la hora de hacer sus recomendaciones.

"Sus recomendaciones (del FMI) no incluyen el análisis de los logros de Bolivia, como la mejora de calidad de vida", dijo Orellana en declaraciones a EFE tras dar una conferencia en el centro de estudios Diálogo Interamericano, con sede en Washington.

El ministro ensalzó los buenos indicadores de la economía boliviana "comparado con países hermanos" del continente americano, pues cuenta con un crecimiento sostenido del 4,9% del producto interno bruto (PIB), que ascendió a $us 33.000 millones el año pasado.

Sustentada en hidrocarburos 


La economía boliviana se sustenta en gran parte en los hidrocarburos, ya que ha pasado de ser importador a ser exportador de energía a Centroamérica y Sudamérica.

La inflación de Bolivia 

Bolivia es el único país de la región con inflación baja, que en 2015 fue del 2,9%, en contraste con países como Venezuela, donde el FMI pronostica una tasa de inflación media del 500% en 2016.

"Las previsiones del FMI siempre fueron mucho más bajas (...).
Los pronósticos que ha hecho no se han cumplido y lamentamos que se hagan sin conocer, sin dialogar con nuestro país", criticó.

Recetas de Bolivia 

Según el titular boliviano de Desarrollo y Planificación, las recetas de desarrollo y el modelo privatizador del FMI fracasaron y generaron más pobreza en Bolivia, por lo que pide al organismo que deje al país "tomar decisiones sobre sus políticas de Estado".

Bolivia redujo la llamada pobreza extrema en un 23% y la pobreza media en un 22%, con lo que 2 millones de personas ascendieron a la clase media, según datos señalados por Orellana.

La divergencia fundamental entre el Gobierno boliviano y el FMI es que "el fondo nos recomienda contraer la inversión pública" y el ministro rechaza la "contracción" del gasto público.

Sin embargo, Bolivia mantendrá varios encuentros multilaterales esta semana con motivo de la reunión del FMI y el Banco Mundial (BM) que congrega a los líderes económicos mundiales en Washington.

Entre los temas prioritarios para Bolivia se encuentra la energía, los precios de los hidrocarburos, la reforestación y la construcción de un tren bioceánico, que busca unir a través de territorio boliviano las costas pacífica y atlántica para fomentar el comercio con Asia.

"Además, Bolivia mantendrá reuniones bilaterales con China e India, donde sitúa ahora sus intereses en construir relaciones diplomáticas comerciales de cooperación", adelantó Orellana. 
?