Escucha esta nota aquí

Para los comerciantes que fueron sacados de las calles de los grandes mercados no convencen los operativos que ha comenzado a llevar adelante la Alcaldía para no permitir que las áreas públicas recuperadas sean ocupadas por un ejército de vendedores ambulantes, los cuales han dado señales de que no están dispuestos a ser desalojados porque han atacado violentamente a los gendarmes y funcionarios municipales.

Los antiguos ambulantes, ahora acomodados en los mercados modelo del Plan Tres Mil, La Ramada, Abasto y Los Pozos, están nerviosos y por ello han anunciado una serie de marchas de protestas a partir de mañana, y tampoco descartan asumir medidas más radicales, como el bloqueo de avenidas si la comuna no endurece los controles.

Sin embargo, desde el municipio los operativos de desalojo y decomiso de productos se iniciaron el jueves con el control en el mercado Abasto, luego fueron a la rotonda del Plan Tres Mil, donde los gendarmes fueron recibidos con una lluvia de piedras de parte de los ambulantes. 

Lee más:

Ayer por la mañana hubo otra rápida intervención en Los Pozos, entre las calles 6 de Agosto y Campero, la  cual no fue contundente porque a las pocas horas los vendedores nuevamente estaban en las aceras. El director de Espacio Público, Orlando Otero, refirió que los controles seguirán para dar cumplimiento a las leyes municipales que prohíben la ocupación de las veredas.

La Ramada
Róger Labardens, dirigente de la Federación Departamental de Trabajadores de Comercio Minorista, anunció que sus afiliados, que son 1.468, mañana saldrán en marcha desde el nuevo mercado situado por la avenida Moscú y séptimo anillo, hasta el antiguo La Ramada para proceder a desalojar a los vendedores que no quieren salir de las veredas. 

“Esta manifestación la haremos al ver la dejadez del municipio por no intensificar los controles. Luego nos iremos en marcha hasta el edificio central de la Alcaldía para dejar un memorial al alcalde Percy Fernández, para que de una vez arregle y compense el terreno de la familia Tejerina, cuya protesta no nos deja vender en paz”, acotó Labardens.

Los Pozos
El dirigente de los comerciantes que fueron trasladados hasta el mercado de la avenida Alemania, casi octavo anillo, Rodolfo Ochoa, manifestó que mañana también saldrán a protestar, pues pese a que tienen pérdidas aceptan el reordenamiento, a la vez que criticó la actitud pasiva de los funcionarios que no cuidan bien los espacios públicos recuperados.

“Los ambulantes deben ser encarcelados por no cumplir las leyes municipales que prohíben asentarse en los espacios públicos, lamentamos que el control baje en fin de semana, lo que es aprovechado por estos vendedores”, indicó Ochoa, que pide mayor publicidad de parte de la comuna para los nuevos mercados.

“También nos deben mandar más transporte público a la avenida Alemania y prohibir que pasen tantos micros por Los Pozos, pues nos hacen competencia desleal”, añadió el dirigente.

Te puede interesar:

Plan Tres Mil
Donde al parecer la pulseada la tienen ganada los ambulantes es en la rotonda del Plan Tres Mil, pues los vendedores no se amilanan pese a los controles que ha prometido la comuna. Desde muy temprano los ambulantes ocupan las veredas y las calzadas para ofrecer desde verduras y frutas, hasta todo tipo de carnes y abarrotes.

“El Plan Tres Mil parece tierra de nadie porque los gendarmes son correteados a punta de piedras, eso no es posible. Es por ello que daremos plazo esta semana a la comuna para que los saque, de no hacerlo todos los mercados reordenados nos uniremos y bloquearemos la ciudad por el cuarto anillo”, adelantó Enrique Gonzalo, dirigente del mercado modelo del Plan Tres Mil.