Escucha esta nota aquí

Gabriela Zapata Montaño, exnovia de Evo Morales, emitió una carta a la opinión pública, en la que dice que siempre se aprovecharon de ella y que siente presiones. Afirma que tiene tres hijos y pide que se indague lo que sucede en el penal donde está detenida. 

"Soy solo una mujer y madre que confió desde la adolescencia en adultos, con terribles resultados dado que siempre se aprovecharon de mí, hasta hoy, ejercen presiones, aún en la situación en la que estoy por arruinar mi vida", dice en el tercer punto de la misiva. 

Conoce más: Traslado de Zapata queda en las manos de la justicia

Agrega que tiene tres hijos y son mantenidos por ella. "No he recibido apoyo alguno de nadie en mi vida, ni de familiar ni de entidad alguna, lo que logré hacer y la vida fue para mis hijos, cuyo alimento y bienestar siempre dependió de mi, incluso la seguridad física de ellos ante las ambiciones y venganzas políticas como consecuencia de los eternos conflictos del país...". 

Sostiene también que "fui siempre sola y utilizada, más cuando desde muy joven rompí esquemas sociales y me dejé encandilar por posibilidades y ambiciones que reitero, solo buscaban aprovecharse de mi, hasta el punto en el que me encuentro hoy, vilipendiada, presionada y amenazada...". 

Lea también: ONU monitorea situación actual de Gabriela Zapata

En las dos primeras partes de la carta, enviada el primer día de abril, se refiere al ministro de Gobierno, Carlos Romero, sobre quien dice no tuvo ninguna relación y ni siquiera llegó a conocer, ante las fotografías que circulan en la que lo muestran con un ciudadano chino. 

Solicita que se respete su condición de detenida preventiva y pide que se investiguen los hechos ocurridos en la cárcel de Miraflores, donde un motín, el pasado lunes, solicitó su cambio de recinto penitenciario, por causar malestar entre las reclusas. 

Acá la carta completa:
,