Escucha esta nota aquí

El Gobierno de Nepal mantiene movilizado a todo su personal en tareas de rescate y recuperación, y trabaja para la reapertura de las carreteras en el valle central, mientras recupera parte del sistema eléctrico.

El jefe de la Secretaría del Ejecutivo de Nepal, Leela Mani Poudyal, declaró este lunes a Efe que "el Gobierno ha movilizado todos los recursos para tratar de dar respuesta y ayudar a la población".

Afirmó que en este momento quince helicópteros están llegando a diferentes puntos del valle central, donde se encuentra Katmandú y que sufrieron los mayores efectos del terremoto de 7,8 grados en la escala abierta de Richter que el sábado golpeó el país dejando ya más de 3.200 muertos.

El funcionario explicó que las carreteras que comunican con ciudades en las laderas de las montañas están muy deterioradas y están trabajando para restablecer las comunicaciones.

Por otra parte, una fuente de la compañía eléctrica de Nepal confirmó a Efe que ya se ha logrado restablecer el 75 % del suministro eléctrico y espera llegar al 85 % para el final de la tarde de este lunes.

Las comunicaciones telefónicas se mantienen gravemente afectadas desde que una réplica de 6,7 grados volviera a golpear el domingo el país dejándolo durante varias horas sin cobertura móvil.

Alta cifra de muertos

La cifra de muertos por el terremoto de 7,8 grados que el sábado golpeó Nepal supera los 3.723, mientras que los heridos se cuentan por millares y no hay aún una referencia de desaparecidos.

El Ministerio del Interior indicó que el número de muertos es de 3.723, aunque aún no hay una cifra actualizada de heridos con relación al anterior registro que es de 6.535, según informaron medios locales.

Fuentes del Centro Nacional de Operación de Emergencia confirmaron a Efe en horas de la mañana que ya se habían identificado a alrededor de 1.300 de los fallecidos.

Las autoridades nepalíes trabajan en el desescombro de Katmandú y en la reapertura de carreteras en el valle central del país, la zona más castigada por el terremoto.

El terremoto del sábado ha sido el de mayor magnitud en casi 80 años registrado en Nepal, y el peor que ha vivido la región en una década desde que en 2005 un movimiento telúrico causara una tragedia de grandes dimensiones en la Cachemira, con un balance de más de 84.000 muertos.