Escucha esta nota aquí

Francia lanzó este lunes su primera operación desde el portaaviones "Charles de Gaulle" sobre Siria e Irak, con misiones de observación, pero también con bombardeos, según fuentes del Estado Mayor del Ejército francés.

Los bombardeos se llevaron a cabo en Irak, mientras que en Siria hubo vuelos de reconocimiento, explicó un equipo del canal "France 2" que se encontraba a bordo del portaaviones y que citó al jefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas.

El "Charles de Gaulle", buque insignia de la Armada francesa, llegó este lunes a su zona de operaciones en el Mediterráneo oriental, con lo que se ha triplicado la capacidad operativa de Francia -que hasta ahora actuaba desde bases en Jordania y los Emiratos Árabes Unidos- y la ha elevado a 38 aeronaves.

Hollande busca hacer el "mayor daño posible"

El presidente francés, François Hollande, anunció su intención de intensificar los bombardeos contra posiciones del grupo yihadista Estado Islámico (EI), y detalló que se van a escoger los objetivos "que hagan el mayor daño posible" a esa organización.

Hollande, que abrió con el primer ministro británico, David Cameron, un maratón diplomático que le llevará a reunirse esta semana con los líderes de EEUU, Rusia, Alemania, Italia, la UE y la ONU, aseguró que la prioridad es "destruir al EI", para lo cual "es necesario que los bombardeos sean lo más eficaces posible".

Lee más: La ONU autoriza "todas las medidas necesarias" contra el Estado Islámico

Al Raqqa 

Entre los objetivos prioritarios de Francia están la ciudad siria de Al Raqa, considerada feudo yihadista, en la que viven más de 200 mil personas y que objeto de bombardeos entre el 15 al 17 de noviembre.