Escucha esta nota aquí

Tras un partido de ausencia obligada por una infección intestinal, Romel Quiñónez está prácticamente recuperado y el lunes se incorporará a los entrenamientos de Oriente Petrolero, que se alista para recibir el jueves a Wilstermann, que pelea por quedarse con el cupo de Bolivia 3 en la Copa Libertadores 2018.

El arquero albiverde no pudo viajar con la delegación a Yacuiba, donde el equipo perdió por 3-0 frente a Petrolero, debido a que no estaba del todo recuperado de su malestar, pero luego de haber respondido bien al tratamiento aplicado por el cuerpo médico encabezado por Enrique Angelo, ha mostrado mejoría y todo indica que podrá trabajar con normalidad y ser tomado en cuenta para dicho partido.

El médico albiverde mostró su satisfacción por la evolución del portero, que siguió al pie de la letra lo indicado y que ahora dependerá del entrenador Francisco Takeo si le devuelve la titularidad para el próximo partido. El jueves, en la derrota en Yacuiba, Pedro Galindo ocupó su lugar.

Meza se va recuperando

Pese a haber jugado frente a Petrolero hace unos días, el delantero venezolano José Alí Meza aún sigue con una inflamación en la parte superior del tobillo derecho, el mismo que está siendo medicado para conseguir que el jugador llegue de la mejor manera posible para jugar ante Wilstermann.

Sobre Meza, Angelo mostró su confianza de que hasta el día del partido esté bien y que la inflamación haya desaparecido por completo, ya que se le está aplicando desinflamatorios.

El galeno mostró su tranquilidad porque la derrota del jueves en Yacuiba, no dejó jugadores lastimados, por lo que todos estarán en condiciones de ser tomados en cuenta el lunes, cuando se reinicien los entrenamientos en la cancha del barrio Luján, a las 9:00. Hoy tendrán libre obligatorio.