Escucha esta nota aquí

El Defensor del Pueblo, Rolando Villena, informó este sábado que según datos recogidos por su despacho, el 23% de niños y adolescentes en Bolivia sufre de algún tipo de agresión sexual, lo que lo convierte en una de las naciones que mayor riesgo implica para los menores de edad.

"Somos uno de los países del mundo más inseguros para niñas y adolescentes, debido  al abandono, alcoholismo y extrema pobreza de sus padres. La violencia contra niñas tiene alto grado de sensibilidad. Lamentablemente no se asumen (medidas) con la justicia", dijo Villena en entrevista con la red ERBOL.

La autoridad aseguró que lo más preocupante es que la mayor parte de los casos de violencia que se llegan a conocer están en el entorno familiar o cercano de la víctima, principalmente mujeres.

"La violencia sigue creciendo, ello nos preocupa de sobremanera. Quienes más sufren son las niñas, ellas están más expuestas de manera más constante. Desde muy pequeñas sufren en varios escenarios de discriminación, empezando con violencia física y psicológica, lamentablemente de sus propios progenitores, hermanos, mamás, tíos y padrastros. El cuadro que presenta la situación de derechos humanos es deplorable", manifestó.

Datos sobre infanticidio

Entre enero y julio de 2015 se reportaron 29 infanticidios, 232 hechos de violencia sexual y dos suicidios. En este mismo lapso se denunciaron 33 casos de trata de personas.

En 2104 hubieron 73 infanticidios, 60 de niños de 0 a 5 años, 13 entre 6 y 13 años. El 60% de estos asesinatos fueron cometidos por sus propios padres.