Escucha esta nota aquí

A diferencia de anteriores comicios, poca gente llegó ayer  hasta el Servicio de Registro Cívico (Sereci) para presentar quejas relacionadas con irregularidades en el proceso eleccionario, aunque no variaron las largas filas para tramitar certificados de impedimento.

Hasta el mediodía, uno que otro había llegado hasta el Sereci para quejarse por problemas en la votación, casi todos los casos eran porque sus nombres no aparecían en la lista de habilitados, pese a haberse registrado.

En la madrugada del domingo dos personas fueron aprehendidas en flagrancia con 66 pases de circulación presuntamente falsificados que tenían a la venta, según informó el subcomandante de la Policía, Alfonso Siles. 

“Les hicimos un seguimiento desde la noche del sábado cuando comenzaron a ofrecerlos a través de las redes sociales, durante su detención se les secuestró un monto de Bs 6.700”, indicó en un reporte a la Red Uno.

Según la información preliminar, uno de los detenidos tenía una identificación de periodista, mientras que su acompañante estaba identificada como jueza. 
   
Se quedaron sin votar
Entre los jóvenes que no pudieron emitir su voto se encuentra Jaime Ortuño, de 19 años, quien pedía que le entreguen un certificado de impedimento para no tener problemas posteriores. “Era la primera vez que iba a votar, pero no se va a poder porque le dijeron que no está habilitado”, dijo la madre del joven, que lo acompañó hasta el Sereci.

Al respecto, la directora del Sereci, Olga Lidia Espinoza, indicó que en estos casos los afectados recibieron certificados de impedimento y explicó que se trata de personas que fueron depuradas en la compatibilización final que se hizo para ‘sanear’ el padrón. 
“Lo que pasa es que se realizó una compatibilización final de las huellas digitales. Había huellas muy similares, por lo que se hizo un cruce y se ha depurado. En otros casos, dos personas tenían el mismo número de carné y solo variaba una letra, y también se procedió a la depuración”, explicó Espinoza.

Desde el TED
El presidente del Tribunal Electoral Departamental (TED), Eulogio Núñez, calificó la primera media jornada de votación como tranquila y normal, aunque reconoció que en algunas mesas se registraron reclamos relacionados principalmente con la demora en la apertura de mesas, los que fueron subsanados de forma inmediata, prueba de ello es que hasta las 11:00 no existían reportes de mesas que no hubiesen podido abrir. 

Votación de tres difuntos
El secretario ejecutivo del Movimiento Demócrata Social, Vladimir Peña, informó que identificaron irregularidades como el extravío de ánforas en San Julián y en El Torno, por culpa de la “negligencia” de funcionarios del TED, jurados que no permitieron un conteo público, como en Saipina y El Puente y la aparición de tres personas difuntas que supuestamente habrían depositado su voto.

“Los tenemos identificados, uno de estos hechos se registró en Portachuelo, y vamos a hacer llegar la denuncia a las autoridades del TED”, señaló el vocero de Demócratas, que ponderó el voto nulo en la votación. 

En la jornada

Reclamo de abusos
En la unidad educativa Claudina Thevenet, zona Plan 3.000, hubo reclamos de supuesto abuso policial, por lo que EL DEBER se apersonó al lugar para constatar que el conteo de votos se desarrolló de manera normal, pero que se retiró a una persona por alterar el orden en una de las filas, según argumentaron los uniformados. 

Vehículos sin autorización
El ministro de gobierno, Carlos Romero, informó que durante la media jornada se detuvieron 170 vehículos que circulaban sin autorización a escala nacional, en Santa Cruz se registraron dos casos de falsificación de permisos de vehículos.