Escucha esta nota aquí

En aquellos días en que estás agotado y te duelen todas las parte de tu cuerpo, ¿qué mejor que un buen masaje para relajarte y sentirte mucho mejor?. Sin embargo, tendemos siempre a mimar la espalda, el cuello o los pies y nos olvidamos de aquellas zonas del cuerpo que también ameritan ser tomadas en cuentas, sobre todo por el bienestar que pueden otorgale a tu salud.

En el diario español El País en su sector Buena Vida y bajo el asesoramiento de "spas" Bucimi sacaron a la luz aquellas zonas olvidadas de nuestra anatomía que pocas veces se benefician con un buen masaje. ¡Conócelas! para que la próxima vez que vayas a realizarte este tratamiento las incluyas en tu lista:,

LA CARA. Se le conoce como el

1. LA CARA

Se le conoce como el "lifting" japonés porque busca tensar el rostro y mejorar la apariencia de firmeza de la piel. También sirve para relajarse. Los expertos lo recomiendan “para gente con estrés o ansiedad”. Está especialmente indicado "para acabar con el cansancio del día o en momentos de bajón".
LA OREJA Para San Antonio-Abad, un masaje en la oreja es una técnica infalible de relajación. El estrés está causado por múltiples factores, uno de ellos es el ruido con el que convivimos. “El silencio sosiega la mente, evita los pensamientos tóxicos y re

2-LA OREJAn

El estrés está causado por múltiples factores, uno de ellos es el ruido con el que convivimos. “El silencio sosiega la mente, evita los pensamientos tóxicos y recurrentes, y reduce el consumo energético del cerebro, pudiendo emplear esa energía en cosas más positivas”, afirmó a BUENAVIDA Rafael G. de Silva, profesor de mindfulness en City Yoga (Madrid). Hacerse un masaje en silencio o con música relajante puede ser un gran aliado contra los nervios.
3- La yema de los dedos Los dedos, esos grandes olvidados. Las yemas por un lado, son muy resistentes, pero por otro, altamente sensibles y llenas de terminaciones nerviosas. Según el experto, pueden ser masajeadas mediante técnicas de presión con el fin

3- LA YEMA DE LOS DEDOS

Los dedos, esos grandes olvidados. Las yemas por un lado, son muy resistentes, pero por otro, altamente sensibles y llenas de terminaciones nerviosas. Según expertoS, pueden ser masajeadas mediante técnicas de presión con el fin de aliviar tensiones y relajarse.Se recomienda esta actividad para aquellas personas que trabajen diariamente con un teclado de ordenador.
4-LOS GLÚTEOS  “Por lo general, el masaje de espalda llega realmente hasta la mitad de los glúteos, donde se sitúan el sacro y el coxis”, apunta San Antonio-Abad. Los glúteos es una de las zonas más sensibles de la anatomía y un masaje bien aplicado puede

4-LOS GLÚTEOSn

n“Por lo general, el masaje de espalda llega realmente hasta la mitad de los glúteos, donde se sitúan el sacro y el coxis”, apunta San Antonio-Abad. Los glúteos es una de las zonas más sensibles de la anatomía y un masaje bien aplicado puede resultar muy placentero. Una de las técnicas consiste en acariciar tanto esta zona como el resto del cuerpo con una pluma, provocando cosquillas
1. La coronilla  El 62% de los españoles reconoce estar agotado al final del día, según un estudio de la empresa de información y medios Nielsen. Para evitarlo, la experta en gestión del estrés laboral Maite Crespo sugirió a BUENAVIDA, entre otras cosas,

5- LA CORONILLA

nSi reconoces estar agotado al final del día, para evitarlo, la experta en gestión del estrés laboral Maite Crespo sugirió a BUENAVIDA, entre otras cosas, disfrutar de un masaje en la cabeza. El trabajo manual realizado en la parte posterior de la misma, la región de la coronilla, produce una agradable sensación de ligereza, se relajan los músculos del cráneo y se activa la circulación.