Escucha esta nota aquí

El viceministro de Defensa Civil, Oscar Cabrera, informó este martes que en los últimos dos meses al menos 8 personas han muerto a consecuencia de las lluvias y tormentas eléctricas en diferentes partes del país. 

"Son ocho personas que han fallecido, algunas por consecuencia de descargas eléctricas y otros por el arrastre del río. Esto es de noviembre a la fecha", señaló Cabrera.

Los decesos se registraron en las regiones de Chuquisaca, La Paz, Beni y Potosí. 

Asimismo, más de 13.000 familias han resultado afectadas por granizadas, desbordamiento de ríos y la sequía en los departamentos de Chuquisaca y Potosí, así como en las regiones del Altiplano y el Chaco.

El Gobierno aprobó a principios de diciembre, mediante decreto, el "Plan de Acciones Inmediatas ante el Fenómeno El Niño 2015-2016" para lo cual destinó un presupuesto de 21,5 millones de dólares.
?
Según Cabrera, el fenómeno climático "El Niño" afectó en toda Bolivia, entre noviembre y diciembre, a 13.000 familias. También, 3.500 hectáreas de cultivos resultaron dañadas.

"El Niño" también ha llegado con granizadas. En este aspecto, Chuquisaca, Potosí y Oruro, son los que reportaron pérdidas por esta situación. 

A su vez, la sequía impactó más en el chaco cruceño, así como en Chuquisaca, Cochabamba y altiplano boliviano. Por lado, las inundaciones dañaron el trópico cochabambino.