Escucha esta nota aquí

El presidente Evo Morales había guardado silencio después de que el mediodía del miércoles los mandatarios de EEUU y Cuba, Barack Obama y Raúl Castro, anunciaran el restablecimiento de relaciones diplomáticas, pero, a las 7:00 de este jueves, Morales decidió abordar el tema y lo hizo en el acto de cambio de mando de las Fuerzas Armadas de Bolivia.

El jefe de Estado empezó diciendo que el fin del más de medio siglo de tensiones entre ambos países es un mensaje para el mundo. “El restablecimiento de relaciones entre EEUU y Cuba no es concesión de nadie, es la unidad del mundo en base a Cuba después de años de marginación, exclusión y condena”, aseguró.

Evo sostuvo que la noticia lo sorprendió pero que cree que “para no quedarse aislado EEUU fue obligado a restablecer relaciones” debido a la presión del mundo.

Citó como ejemplo que en la última asamblea de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), celebrada en Nueva York a finales de octubre, 188 de los 193 países miembros de este organismo se mostraron a favor del fin del embargo económico.

“Será también obligado (EEUU) a levantar el embargo (económico)”, señaló el mandatario boliviano al concluir que “el 17 de diciembre se escribirá en la historia de la humanidad sobre cómo Cuba dobla EEUU gracias a la unidad del mundo entero”.

Hecho histórico

Este miércoles los presidentes de EEUU y Cuba, Barack Obama y Raúl Castro aparecieron en televisión a la misma hora para contarle al mundo la noticia del acuerdo logrado gracias a los buenos oficios de Canadá y el papa Francisco.

“He dado instrucciones al Secretario (de Estado, John) Kerry para que inicie de inmediato discusiones con Cuba para restablecer relaciones diplomáticas interrumpidas desde enero de 1961", dijo Obama en su discurso desde la Casa Blanca.

Exactamente al mismo tiempo, Raúl Castro afirmó desde La Habana, en una conferencia de prensa: "Hemos acordado el restablecimiento de las relaciones diplomáticas" con Estados Unidos.