Escucha esta nota aquí

Gerardo Pelusso está acorralado por la justicia paraguaya, luego de que una juez de ese país emitiera una orden de captura internacional en su contra, a raíz de una declaraciones que hiciera en contra de José Luis Chilavert, en octubre de 2015.

En esa oportunidad, Pelusso trató de “gordo chanta y sinvergüenza” a Chilavert. Las declaraciones fueron realizadas desde Colombia a una radio emisora uruguaya. Después, un medio impreso paraguayo publicó lo expuesto y otra radio volvió a insistir sobre el mismo tema, y el entrenador se volvió a ratificar.

Ante esa situación, Chilavert, polémico, mediático y con pasado futbolístico por San Lorenzo, Vélez Sarsfield y Peñarol, entre otros equipos importantes durante su etapa de jugador, presentó una querella contra Pelusso en Paraguay.

La abogada de Chilavert, Berta Dávalos, dijo este miércoles que la orden de captura internacional contra Pelusso sigue vigente y que al técnico uruguayo lo tienen que capturar donde se encuentre (Interpol ya tiene la notificación) para que se someta a la justicia paraguaya.

Según medios paraguayos, Pelusso tiene una orden de captura internacional por no haberse presentado a un juicio que le entabló en su momento Chilavert. El técnico debía presentarse el 19 de marzo al juicio oral y público por difamación, pero no lo hizo. La orden de captura fue firmada por la juez Sandra Farías.

Por su parte, la abogada Bettina Legal, apoderada del entrenador uruguayo, manifestó que “es un exabrupto, es una exageración la orden de captura internacional” en contra de su defendido.