Escucha esta nota aquí

"Estados Unidos vendrá a dialogar con nosotros cuando tenga un presidente negro y haya en el mundo un papa latinoamericano" predijo acertadamente el comandante Fidel Castro en 1973.

La declaración sucedió cuando la Guerra Fría se encontraba en su punto más agudo: la victoria de Vietnam en la guerra contra Estados Unidos concluía con el retiro de las tropas norteamericanas. Castro, que había viajado al país asiático, tuvo un encuentro con la prensa internacional.

El periodista Brian Davis, de una agencia inglesa, le preguntó cuándo creía que se restablecerían las relaciones entre Cuba y Estados Unidos. El líder de la isla respondió que será cuando el papa sea latino y el presidente norteamericano sea negro. 

Esta anécdota fue relatada por el periodista y escritor argentino Pedro Jorge Solans, quien recuerda que algunas de las personas que estaban ahí se rieron y ninguno creyó en la "profecía", recién cumplida, de Fidel Castro.